Ampollas de sangre: ¿por qué salen? En la boca, en los pies y más

Las ampollas de sangre son vejigas llenas de sangre que aparecen como consecuencia de un golpe, fricción o un pellizco en la piel. Estas ampollas actúan como defensa natural a la presencia de posibles bacterias, lo que contribuye a evitar las infecciones.

Las ampollas de sangre, así como las de agua, se curan solas, es decir no necesitan ser atendidas por el especialista.

¿Por qué salen?

Las ampollas también conocidas con el nombre de flictenas, consisten en heridas o lesiones que tienen apariencia de vejiga que aparecen en la piel. Esta vejiga llena, que por lo general es de agua, también puede estar llena de pus o de sangre.

Las ampollas en general, resultan muy incómodas, pero aparecen como reacción a cualquier ataque externo hacia la piel. Es la respuesta de defensa del organismo, mediante esas ampollas que llegan a medir aproximadamente 5 mm.

La piel lesionada es la que está en la superficie, la sangre sirve de conductor de nutrientes que contribuyen con la regeneración de la piel lesionada, dando paso a la piel curada. (Ver artículo de Ampollas en los dedos)

Ampollas de sangre en la boca

Las ampollas de sangre en la boca son flictenas que salen en la boca, que por lo general no son dañinas y que por heridas en los vasos sanguíneos, se llenan de sangre.

Como hemos dicho, las ampollas de sangre pueden ser el resultado de las mordeduras, como por ejemplo, cuando mordemos sin querer el lado interior de la mejilla o si nos mordemos la lengua, etc, es muy probable que aparezcan ampollas de sangre.

La característica general de este tipo de ampolla es dolor intenso y aparecen en cualquier lugar de la boca, pero los lugares más frecuentes para las ampollas de sangre son las encía, la lengua y el área interna de las mejillas. (Ver artículo de Ampollas de sangre en la boca)

Impétigo

Causas de las ampollas de sangre en la boca

Como ya hemos mencionado, las ampollas de sangre en la boca pueden surgir como consecuencia de diversos casos, dentro de los que destacan: las úlceras bucales, lesión traumática, angina bullosa hemorrágica, herpes simple tipo 1, alergia a alimentos, alteración plaquetaria, deficiencias nutricionales y el alcohol, entre otras.

Úlceras bucales:

Las úlceras bucales producen ampollas de sangre en la boca, cuando las llagas, que contienen sangre se rompen dentro de la boca, transformándose en ampollas hemorrágicas.

Este tipo de ampollas se producen debido a la reproducción de microorganismo, a la carencia de vitaminas, así como a las alergias a fármacos, o traumatismos y heridas.

Ampollas de sangre

Úlceras bucales

Lesión traumática

Una lesión traumática en la boca es aquella que se produce cuando la persona se muerde la lengua, o la mejilla en el interior de la boca, cuando se ingiere la comida muy caliente.

Angina bullosa hemorrágica

Una angina bullosa hemorrágica, es una patología que por lo general, la padecen las personas mayores, porque sus condiciones físicas son más vulnerables, corriendo más riesgos los que sufren de diabetes, traumatismos en la boca o que utilizan esteroides, con regularidad.

Los pacientes de angina bullosa hemorrágica, presentan ampollas de sangre en la boca, que no son muy grandes si se encuentran en el área interna de las mejillas o las que salen en la parte de debajo de la lengua. En general, este tipo de ampollas no requieren tratamiento médico y desaparecen solas al cabo del tiempo.

Herpes simple tipo 1

El herpes simple 1, al que se le conoce como herpes oral, presenta síntomas tales como ampollas en la boca y los labios, que duelen mucho y producen mucha incomodidad.

Herpes oral

Alergia a alimentos

Las alergias a ciertos alimentos pueden ser causa para desencadenar la aparición de ampollas de sangre en la boca, como respuesta de defensa del organismo, en cuanto siente que se han consumido alimentos que hacen daño, como por ejemplo los que son muy ácidos.

Alteración plaquetaria

Los sangrados son controlados por el nivel apropiado de las plaquetas. Una alteración plaquetaria puede influir en la coagulación de la sangre que puede ocasionar sangrados.

Deficiencias nutricionales

La buena salud del organismo proviene de una nutrición apropiada, por tal razón las personas que carecen de los valores apropiados de vitaminas, en especial, las vitamina B12 y la vitamina C, son propensas a presentar ampollas de sangre en la boca.

Deficiencias nutricionales

Alcohol

El consumo excesivo de alcohol, puede generar la aparición de ampollas en la boca, que debido al alcohol se revientan produciendo ampollas de sangre en la boca, que se encuentran por lo general, en el área interior de las mejillas o debajo de la lengua.

Aparte de todo lo anterior, hay otras causas que pueden ocasionar la aparición de ampollas de sangre en la boca tales como las infecciones del tejido que se encuentra dentro de la boca, infecciones intestinales, síndrome de Behçet, el cual se trata de vasos sanguíneos que se inflaman, lo que como ya se ha mencionada antes, también influye en la aparición de ampollas de sangre en la boca.

La tensión alta, el estrés hormonal, problemas con la dentadura postiza, falta de neutrófilos, alteraciones sistémicos, fármacos que utilizados en quimioterapia y radioterapia, estomatitis aftosa recidivante.

Remedios caseros para las ampollas de sangre en la boca

Como es bien sabido, a los especialistas no les agrada la idea de reventar las ampollas que salen en la boca, pues esto podría causar infecciones que pueden empeorar la situación.

Es por ello que a continuación se presenta una serie de remedios caseros que sirven para paliar las molestias que producen las ampollas de sangre en la boca.

Hielo o compresa fría

Cuando la ampolla de sangre en la boca es una consecuencia de una mordida o de un golpe, es recomendable poner hielo en la zona afectada para calmar el dolor. Para la aplicación de hielo sobre la zona afectada, se debe envolver en un paño suave, con la finalidad de evitar quemaduras en la piel.

Si bien es cierto que el frío ayuda con los síntomas de las ampollas en la boca o en cualquier otro lugar, también es sabido, que el frío en exceso puede quemar la piel, por lo que no se recomienda, aplicar el hielo directamente sobre la piel.

Hielo o compresa fría para ampollas de sangre en la boca

Jengibre

Dentro de las propiedades del jengibre, podemos destacar la de contribuir a la circulación, entre otras, es un excelente remedio natural para las ampollas de sangre en la boca, pues ayuda a que los vasos sanguíneos dañados se regeneren con mayor rapidez.

Para obtener el mayor beneficio de esta raíz, se hierven unas raíces de jengibre en una olla con agua y se deja reposar hasta que el líquido enfríe. Cuando esté a temperatura ambiente se cuela y se mete en la nevera para que enfríe aún más.

Para aplicarlo sobre la ampolla, se moja un algodón con el líquido obtenido bien frío y se toca la ampolla suavemente, sin presionar, por lo menos cuatro veces al día.

Jengibre para ampollas de sangre en la boca

Pepino

El pepino es un alimento que posee muchas propiedades pero que para las ampollas de sangre en la boca, las más importantes es que actúa como un antiséptico, es hidratante, posee antioxidantes, además de vitaminas C y A, entre otras.

Aplicar pepino a las ampollas resulta muy fácil, pues solo se debe cortar en rebanadas o cubos y enfriar en la nevera, para luego pasarla por la ampolla, dejándolo sobre la parte afectada por espacio de unos minutos. También se recomienda que después de haber mantenido el trozo de pepino sobre el área afectada, se consuma para seguir aprovechando todos los beneficios que el pepino aporta.

Pepino para las ampollas de sangre en la boca

Leche

La leche es rica en calcio, fósforo, magnesio, zinc, yodo, selenio y vitaminas A, D y del complejo B; presenta una cantidad muy alta de vitamina B12 lo cual la convierte en un excelente remedio para curar las ampollas de sangre en la boca y hasta para las que son producidas por el herpes.

La aplicación es muy sencilla, pues basta con humedecer un algodón en leche bien fría y pasarlo suavemente sobre la ampolla, por lo menos tres veces al día.

Leche para las ampollas de sangre en la boca

Ampollas de sangre en el paladar

Existe una diversidad de razones por las que aparecen manchas rojas en el paladar. En algunos casos, son simplemente manchas que no ocasionan grandes problemas, pero cuando se convierten en ampollas de sangre, podría tratarse de un problema más serio de salud.

Las ampollas de sangre en el paladar son causadas por el virus Herpes. Estas ampollas se revientan, generalmente y producen ampollas que están en un área del paladar enrojecido. Se caracteriza porque la alimentación se dificulta y tienen un tiempo de duración de aproximadamente unos diez días, hasta que se reabsorba la infección sin que esto ocasione algún efecto secundario.

Otras causas de la formación de ampollas de sangre en el paladar son la Candidiasis bucal, la cual consiste en un hongo que crece en la cavidad bucal, produciendo manchas blancas y rojas dentro de la boca. Es muy frecuente en individuos con diabetes y aquellos que utilizan dentaduras postizas. Para combatir la candidiasis se deben emplear antifúngicos bucales, si se trata de casos severos.

Impétigo

También tenemos al Coxsackie virus, el cual se trata del virus que produce la enfermedad en los pies y las manos, ocasionando la aparición de ampollas de sangre en el paladar y también en las manos y los pies.

Para el tratamiento de este tipo de virus se opta por fármacos para bajar la fiebre y aliviar el dolor, complementado con enjuagues bucales medicinales, que contribuyen al alivio delos síntomas producidos por las ampollas de sangre en el paladar.

Solo en casos extremos, las manchas o ampollas de sangre en el paladar, pueden ser signo de presencia de cáncer en la boca, es por ello que se recomienda acudir con el odontólogo, cuando se presentan áreas dolorosas, que dificultan el consumo de sólidos o líquidos o llagas que pasan mucho tiempo sin curarse.  (Ver artículo de Ampollas en la garganta)

Ampollas de sangre en el paladar

En la encía

Las ampollas de sangre en la encía se presentan como abultamientos que causan mucha molestia, además de dolor e irritación.

El origen de las mismas consiste en lesiones en la boca o diferentes problemas de salud que pueden ocasionar la aparición de este tipo de ampollas en la boca, en este caso en la encía.

Aunque hay la tendencia a confundir las ampollas en el área de la boca con herpes, no siempre se trata de esta enfermedad. En algunos casos, solo son aftas, que a diferencia del herpes, no resultan contagiosas.

Ampollas de sangre en la encía

En la lengua

Las aftas también son conocidas con el nombre de llagas, postemillas, fuegos en la boca, en este caso en la lengua. Las ampollas de sangre en la lengua pueden ser producida por diferentes causas, las que por lo general, están estrechamente involucradas con la alimentación y el consumo de líquidos muy ácidos.

No obstante, hay otros factores que intervienen o influyen en la aparición de las ampollas de sangre en la lengua, entre los cuales podemos destacar:

  • Sistema inmunológico débil
  • Tener aparatos dentales, planchas, etc.
  • Infecciones orales, entre otras.
  • Aumento de la temperatura corporal
  • Virus de la Inmunodeficiencia Humana VIH
  • Carencia muy marcada de vitaminas
  • Enfermedades como candidiasis
  • Estrés

Las aftas desaparecen en pocos días, sin dejar huella, mientras que las ampollas de agua, pueden dejar una herida a la cual hay que tratar debidamente para recuperar el área donde apareció. (Ver Ampollas en la lengua)

Ampollas de sangre en la lengua

Remedios caseros para las ampollas en la lengua

Las ampollas en la lengua causan muchas molestias por lo que a continuación presentamos algunos de los remedios caseros que hay para aliviar los síntomas que estas ampollas producen.

Cúrcuma y miel

Las propiedades antiinflamatorias, hidratantes y antimicrobianas que presentan estos dos elementos juntos, son el remedio ideal para curar las ampollas en la lengua.

Si se aplica directamente, sirve de analgésico y calma el dolor en gran medida, además que ayuda a la regeneración del tejido del área afectada por la ampolla.

Con 1/2 cucharada de cúrcuma y una de miel, se prepara una mezcla, la cual se coloca sobre la ampolla, con la ayuda de los dedos y se deja actuar unos minutos. Luego se enjuaga la boca con mucha agua y se puede repetir hasta tres veces por día.

Cúrcuma y miel para las ampollas de sangre en la lengua

Agua oxigenada

Las propiedades antisépticas que posee el agua oxigenada ayudan a mantener la lengua libre de gérmenes, lo que hace más fácil protegerla de infecciones que puedan empeorar el estado de la ampolla en la lengua.

El agua oxigenada se puede aplicar a diferentes horas del día, o cuando sienta dolor, pues también actúa como analgésico.

Este remedio casero consiste en preparar una cucharadita de agua oxigenada con una de agua filtrada y con un hisopo o pincel humedecido pasarlo por la ampolla, dejándolo actuar por unos minutos.

No se debe enjuagar la boca después de la aplicación del agua oxigenada.

Agua oxigenada para las ampollas de sangre en la lengua

Menta

Las propiedades de la menta son especiales para combatir las infecciones ocasionadas por algún tipo de bacteria. Por lo general vemos como los extractos de la menta están contenidos entre los componentes de una gran diversidad de remedios y enjuagues bucales. La menta, puede ser utilizada como infusión o como extracto, en cualquiera de las dos formas, es muy útil en lo que se refiere a calmar el dolor que producen las ampollas en la lengua.

Para conseguir los beneficios que remedio casero ofrece se necesita: una cucharada de hojas de menta, previamente hervidas en media taza de agua, por un tiempo aproximado de cinco minutos. Al hervir se tapa y se deja reposar unos quince minutos, o hasta que enfríe un poquito para esta tibio. La aplicación de este remedio consiste en hacer gárgaras, por lo menos durante dos minutos, repitiendo este procedimiento hasta tres veces al día.

Imagen relacionada

Aloe vera y aceite de árbol de té

El aloe vera es una planta medicinal que posee innumerables propiedades que ayudan en muchas enfermedades, especialmente en aquellas que afectan la piel. De igual manera el Aceite de Árbol de té también presenta propiedades cicatrizantes y antisépticas que complementan las propiedades del aloe vera.

Juntos, el aloe vera y el aceite de árbol de té, contribuyen a acelerar la regeneración del tejido, dañado por la aparición de la ampolla, así como a mantener el área libre de cualquier ataque bacteriano que pueda producir algún tipo de infección. Las propiedades antiinflamatorias de ambos remedios, ayudan a que la irritación y el dolor producidos por la ampolla en la lengua, sirvan de analgésico disminuyendo el dolor.

Preparar este remedio casero es muy sencillo, con una cucharada del gel que se obtiene de la planta de aloe vera y dos gotas del aceite de árbol de té, se obtiene una mezcla que deberá frotarse por la ampolla y se deja actuar por unos minutos antes enjuagarse la boca. Este remedio se puede repetir hasta tres veces al día.

Aloe vera y aceite de árbol de té para las ampollas de sangre en la lengua

En los labios

Las ampollas de sangre que aparecen en los labios, están relacionadas a las ampollas producidas por el herpes oral, que no solo afecta los labios sino que también la boca en general, las encías, el paladar, la lengua, etc.

Por lo general este tipo de ampollas son muy dolorosas, a pesar de ser pequeñas relativamente; se les conoce con el nombre calenturas, es decir aftas, boqueras o fuegos, así como herpes febril.

Es ocasionado por una infección frecuente en el área de la boca, que es producida por el virus del herpes simple tipo 1 (VHS-1)

Este virus después de ser controlado la primera vez, desaparece por un tiempo, pero vuelve a activarse y entonces produce lo que ya mencionamos antes, calenturas.

El virus del herpes simple tipo 1 (VHS-1) es muy contagioso y por contacto.

Dentro de la mejilla

Las ampollas de sangre dentro de la mejilla consisten en pequeñas vejigas llenas de sangre que se forman en el tejido interno de las mejillas. Estas ampollas son el resultado de la acumulación de sangre que se produce cuando se rompen cierto número de vasos sanguíneos, debido a accidentes tales como mordeduras o traumatismos en las mejillas.

Las ampollas de sangre dentro de las mejillas, producen muchas molestias pues se caracterizan principalmente por ser muy dolorosas.

En los pies

Las ampollas de sangre en los pies pueden, ser causadas por fricción o roce en los pies. Esto puede suceder cuando se realizan actividades como correr o simplemente caminar. Si estas actividades se llevan a cabo con zapatos inadecuados, y la actividad se prolonga por cierto tiempo, los pies pueden resultar lesionados por la fricción con algún elemento del calzado que roza con alguna parte del pie.

Además, también influye el calor, la higiene, etc. Es común que cuando los niños comienzan a tener prácticas de algún deporte que implica el uso de algún calzado específico, presenten en los primeros días, enrojecimientos en una o varias zonas del pie, debido al roce que pueda estar ocasionando el zapato. También ocurre, que se produzcan las ampollas, si aún estando ya acostumbrado a la actividad, esta se intensifica y se realiza por más tiempo que el habitual.

Ampollas de sangre en los pies

En los testículos

Las ampollas de sangre en los testículos o en el escroto, que es la piel que cubre los testículos, son en su mayoría consecuencia de un Herpes genital, aunque también puede ser causado por trastornos en la circulación venosa, Hernia inguinal, Varicocele, infecciones, entre otras.

Para estos casos y mientras se acude al especialista, es conveniente, mantener una buena higiene en los genitales y si se presenta un sangrado por ejemplo, se presiona por algunos minutos, la zona con una gasa para detener el sangrado, pero es realmente importante acudir al especialista para determinar la verdadera causa de las ampollas de sangre y aplicar el tratamiento adecuado. (Ver artículo de Ampollas en el glande)

Herpes genital

Ampollas de sangre seca

Las ampollas de sangre seca son también conocidas como angioqueratomas, los cuales son un tipo de afección cutánea que se caracteriza por ser pequeños bultos o placas de color rojo muy oscuro, casi negro, que por lo general presentan una superficie  con escamas duras, lo que la hace áspera al tacto.

Este tipo de ampollas por lo general, no se notan, por lo que es muy fácil que sangren si se rascan, o por otro lado que formen coágulos inocuos en una lesión, como por ejemplo una trombosis. También pueden ponerse negros o un color rojo intenso, muy oscuro, de un momento a otro.

Las ampollas de sangre o angioqueratomas, son lesiones en los vasos sanguíneos que se dilatan y unido a una reacción de la piel en las cuales se puede incluir la hiperqueratosis o endurecimiento de la piel, que por lo general no presentan síntomas, pero pueden sangrar por la fricción de las prendas de vestir o calzado, si son en el cuerpo, o pueden reventar por algún traumatismo en la boca.

Por lo general, es tratada por los especialistas como un trastorno estético, debido a que no conlleva peligros para la salud.

Angioqueratomas

Tipos de angioqueratomas

Hay diversos tipos de angioqueratomas entre los que podemos destacar:

  • El angioqueratoma esporádico
  • El angioqueratoma de Fordyce
  • El angioqueratoma circunscrito
  • El síndrome de Fabry (angiokeratoma corporis diffusum)

Para diagnosticar la existencia de angioqueratomas, es necesario la revisión física por parte del especialista que por lo general es un dermatólogo, quien es posible que recurra a la dermatoscopia, la cual consiste en utilizar una lupa con luz polarizada. Solo en casos extremos se recurre a la biopsia.

Dermatoscopia,

Uno de los métodos empleados para eliminar los angioqueratomas es la electrocoagulación, la cual presenta dos desventajas que el paciente tiene que valorar y son que incluye la aplicación de anestesia local  que además resulta ser una inyección dolorosa y puede dejar cicatrices.

Otra forma de eliminarlos podría ser por medio de láser, lo cual presenta dos alternativas: empleando diana vascular, es decir el tinte pulsado o con el láser de CO2, el cual ayuda a eliminarlos de una sola vez y casi inmediata, sin necesidad de utilizar anestesia.

Para finalizar podemos concluir, que las ampollas de sangre por lo general son producto de una lesión causada en muchos casos por nosotros mismos, que a pesar de ser muy molestas, se curan solas sin necesidad de tratamiento especial, a menos de que se infecten. Cabe destacar que existe una gran variedad de tratamientos naturales o caseros, pero que antes de la aplicación de cualquier tratamiento es recomendable, acudir al especialista, para determinar cuál es el más indicado.

(Visited 2.415 times, 2 visits today)

Deja un comentario