Celulitis: ¿qué es? Causas, síntomas, tratamiento y mucho más

Nuestro cuerpo siempre nos está enviando señales cuando algo no está funcionando bien. Es por ello importante estar alertas a esas señales de “auxilio” que nos envía el organismo y así evitar males mayores. La infección de celulitis es una de esas señales.

Celulitis
Pie con celulitis infecciosa
  • Periorbitaria
  • Facial
  • Vaginal
  • Estética.

¿Qué es la celulitis periorbitaria?

La afección de celulitis periorbitraria, también llamada preseptal, que ocurre principalmente en el área de los párpados en la que la dermis se ve afectada por la infección que produce la bacteria que penetró en ella. Es una inflamación que a menudo se registra en niños en edad escolar.

Debe ser tratada adecuadamente para aliviar las molestias y prevenir complicaciones graves, cumpliendo cada una de las indicaciones médicas y de higiene por el tiempo prescrito de manera tal de lograr su plena curación.

Celulitis
Celulitis periorbitraria

Según estudios realizados este padecimiento es catalogado como una inflamación tipo secundario, la cual no obstante mediante el tratamiento adecuado permite restaurar la condición sana de los tejidos blandos afectados y dejar secuelas.

Aunque es distinta a la celulitis orbitaria, se han encontrado algunos signos en común, que podrían generar confusión en cuanto a como tratarla, por lo que es muy importante la opinión médica a fin de aplicar el tratamiento preciso.

Por lo general, esta celulitis se inicia por delante del tabique orbitario, que es la membrana fibrosa formada por el ligamento amplio de cada párpado y el ligamento palpebral lateral.

Celulitis
Celulitis periorbitaria

Estadísticamente hablando, esta patología se ha observado mayormente en los niños menores de diez años, aun cuando no se descarta su aparición en jóvenes y adultos.

Causas

Se produce por tocarse o rascarse el ojo con los dedos sucios, o también por una picadura de algún insecto en esa zona. Esto hace que gérmenes o microorganismos infectados penetren al ojo, ocasionando la infección.

Igualmente la misma puede provenir de otros sitios adyacentes al ojo que estén infectados, tal como los senos paranasales, los cuales por infección se  inflaman y su efecto puede llegar al área ocular.

Los daños que deja
frotarse los ojos

Fisiopatología

El comportamiento del área ocular durante la enfermedad muestra debilitamiento de la visión y reducción de la capacidad de movilización del párpado infectado.

Síntomas

Produce hinchazón en toda el área de los ojos, inflamándose párpados y zonas circunvecinas. Además, la piel se torna sensible a la palpación generando dolor. La zona se enrojece debido a la inflamación y es posible que se caliente producto de la fiebre que puede surgir por la infección.

Igualmente hay edema presente por el exceso de líquido en el tejido, lo que le dificulta al paciente abrir y cerrar el ojo con normalidad. La hinchazón que se produce es blanda al tacto.

Tratamiento

Para tratar esta dolencia, como toda infección, se emplean antibióticos vía oral, sin necesidad de hospitalizarse. No es peligrosa, pero se recomienda la supervisión médica, no solo para curar la infección, sino para cerciorarse de que no se complique.

Celulitis
Antibióticos recetados

Como se ha señalado es común en los niños, pero no se descarta que la puedan sufrir personas que sin la debida higiene se tocan los ojos con las manos sucias.

¿Qué es la celulitis orbitraria?

Esta patología se refiere a la infección que afecta específicamente el área de los músculos que circundan el ojo. Puede ocurrir tanto en párpados superior e inferior como en cejas y hasta en las mejillas.

Se localiza principalmente en la parte anterior del tabique orbitrario, por lo que se ven comprometidos los tejidos posteriores al septo orbitrario.

Sus efectos, de no tratarse oportunamente, son crónicos en vista de que puede causar pérdida de la visión, así como patologías que incluyen meningitis, absceso intracraneal, entre otras.

Celulitis
Caso de celulitis orbitraria

Según estudios de fisiopatología recientes, puede resultar en una afección muy grave de no atacarla a tiempo, causando efectos prolongados, llegando incluso a ocasionar la ceguera.

Al igual que la celulitis periorbitraria, esta enfermedad la sufren por lo general los niños, pero se ha reportado también en muchos adultos.

Causas

Esta infección por lo general ocurre repentinamente por el ataque de las bacterias que ingresan al ojo y gradualmente se va empeorando.

Es peligrosa, pues puede causar efectos permanentes. Se inicia con una infección sinusal producida por la bacteria Haemophilus influenzae, aun cuando se han reportado casos de celulitis obitraria que involucran también a las bacterias Staphylococcus aureus, el Streptococcus pneumoniae y los estreptococos betahemolíticos.

Celulitis
Infección sinusal

Fisiopatología

Durante la enfermedad el ojo infectado presenta dificultad en su movimiento debido al edema, impidiendo abrirlo totalmente ya que la hinchazón lo impide.

La zona ocular toma una coloración roja, que puede llegar a ser violácea si la bacteria que ocasionó la infección es la Haemophilus influenzae.

En oportunidades se presenta un cuadro febril con altas temperaturas hasta más de 38°C.

Los ojos se vuelven protuberantes por la deformación que produce la inflamación.

Síntomas

Generalmente la infección ataca el tejido graso localizado en los músculos de los ojos y luego se puede desplazar hasta la parte interna de los mismos. El paciente presenta inflamación de la zona afectada, mucha sensibilidad al tacto, dolor al mover el ojo y pérdida de la visión.

Es muy probable que haya aumento de la temperatura y ocasionar fiebre.

Celulitis
Aumento de la temperatura

La persona enferma experimenta fatiga, malestar general, visión doble o disminución de la misma.

Como ya se señaló es una enfermedad riesgosa, por lo que se requiere la atención médica inmediata para identificarla debidamente y recetar el tratamiento adecuado.

Celulitis
Atención médica

Tratamiento

Una vez identificada que se trata de la infección obitraria, se comienza a tratar con antibióticos intravenosos. Lo importante es la atención médica inmediata, pues sobre todo en los niños menores de 7 años empeora rápidamente.

El cumplimiento completo asegura la recuperación del paciente sin ninguna otra dificultad. En la actualidad no se presenta muy a menudo en vista de que se cuenta con una vacuna que ha permitido prevenirla.

Los especialista atacan esta patología mediante la aplicación de antibióticos de diversa índole, a fin de lograr eliminar totalmente el foco bacteriano.

Por supuesto, la medicación va a depender de diversos factores en cuanto a edad del paciente, su condición y su contextura, a fin de administrar el producto apropiado, en la dosis óptima y acorde con la estructura corporal de la persona.

En el mercado son de fácil localización los antibióticos que se recomiendan para esta enfermedad. Así tenemos los antimicrobianos como la amoxicilina con ácido clavulánico que es para eliminar bacterias específicamente, Se puede aplicar a niños y adultos.

También se receta la cloxacilina, cefotaxima y cefuroxima.

Importante destacar en este punto evitar la automedicación, sobre todo con productos tan delicados como los antibióticos.

Celulitis
Automedicación

Asimismo hemos de señalar y aconsejar no hacer un uso prolongado ni reiterativo de estos productos. Debemos siempre seguir las instrucciones de nuestro médico, ya que corremos el riegos de que el medicamento ya no tenga la efectividad esperada contra la enfermedad, pues muy probablemente las bacterias se hagan inmunes o resistentes al mismo.

Es un llamado a la sensatez y el sentido común, pues se podría generar un problema sanitario en el cual ya no tendremos el medicamento que nos pueda sanar de las infecciones.

¿Qué es la celulitis infecciosa?

Es una infección en la piel producida por una bacteria que se aloja en el tejido subcutáneo, produciendo inflamación y dolor y la cual si no se le da la debida atención puede ocasionar males mayores. No es contagiosa, pero si requiere prestársele el debido cuidado. La zona afectada se suele tonar rojiza, caliente y producir picazón y ardor.

Celulitis
Zona afectada de celulitis infecciosa

Causas

Esta afección se inicia normalmente debido a la existencia de alguna fisura, corte, picadura de insecto o lesión en la piel a través de la cual puede penetrar una bacteria al cuerpo, la cual inmediatamente comienza a deteriorar el tejido conectivo.

La piel se irrita, provocando ardor, picazón y, finalmente, la inflamación y el dolor.

Celulitis
Picazón

La persona afectada debe recibir atención y tratamiento adecuado, de lo contrario puede llegar a destruir su piel y hasta perjudicar los músculos.

Se ha observado que, por lo general, se localiza en las extremidades inferiores, pero se han encontrado casos en los que el rostro, los brazos, el cuello y otras zonas han sido lesionadas por esta enfermedad.

Es por ello que se recomienda que tan pronto se observen enrojecimientos y se sientan molestias en alguna parte de la piel, acudir a un especialista para que haga el debido diagnóstico y colocar el tratamiento pertinente para evitar su propagación por todo el cuerpo.

Celulitis
Enrojecimiento

Fisiopatología

Durante el desarrollo de la enfermedad, los pacientes sufren de muchas molestias corporales por los malestares y dolores por la infección, que dependerán de la gravedad de la misma.

El deterioro del tejido subcutáneo es evidente por la acción de los estreptococos o estafilococos. Resulta muy doloroso el movilizarse, incluso el simple roce del área afectada es traumático para el paciente.

Aparece la fiebre a altas temperaturas, así como el crecimiento de los ganglios linfáticos, que medicamente se denomina adenomegalia.

Síntomas

En cuanto a los síntomas que indican que hay una celulitis infecciosa, también llamada celulitis bacteriana, tenemos:

  • Picazón en la zona por donde penetró la bacteria
  • Enrojecimiento
  • Ardor
  • Sensibilidad al tacto
  • Piel caliente en la zona
  • Inflamación
  • Dolor
  • Fiebre
  • Manchas rojas
  • Pústulas y ampollas.

Otros síntomas que se han reportado de algunos pacientes han sido: mareos, dolores musculares, sudoración, escalofríos. Igualmente se mencionan temblores y fatiga.

Los médicos alertan que tan pronto se hayan detectado algunos de estos síntomas, se debe solicitar la asistencia de un especialista para prevenir que las bacterias lleguen al torrente sanguíneo, lo que propagaría la enfermedad a otras partes del cuerpo, complicando el cuadro clínico.

Esto daría lugar a otra sintomatología en la que se incluye la somnolencia y presencia de burbujas o rayos rojos en la piel.

Aparte de esto hay que considerar que la ayuda médica oportuna permitiría disipar dudas en cuanto al tipo de infección que se presenta, ya que se podría dar el caso de confundirla con otra afección de la piel como, por ejemplo la erisipela, y administrar un tratamiento errado y no suficiente, dando lugar al agravamiento de la patología.

Como sabemos la erisipela es también una enfermedad que afecta la epidermis, que es la capa más externa de la piel y provoca en varias partes del cuerpo lesiones, que se hinchan y son dolorosas. No obstante, hay muchas probabilidades de curar total y rápidamente la misma sin dejar mayores secuelas.

En este caso la opinión de un dermatólogo es lo ideal a fin de constatar la causa que la origina y de allí administrar el tratamiento ideal.

Tratamiento

Existen varios métodos medicinales y naturales para tratar la celulitis infecciosa o bacteriana. Revisemos ahora el tratamiento en el que se prescriben antibióticos.

Como todos sabemos, estos productos buscan contrarrestar la acción de las bacterias que podrían haber penetrado hasta las capas más profundas de la piel, que es lo que genera el enrojecimiento intenso de esas zonas y la hipersensibilidad, dando inicio a la inflamación y dolor.

Es importante resaltar que según el tratamiento que reciba el paciente, de ello va a depender su recuperación, por lo que se hace imprescindible que a partir de la evaluación médica, se requiere precisar muy bien los síntomas para no confundir con otras enfermedades como la dermatitis nerviosa o la dermatitis por estasis venosa, cuyas sintomatologías son parecidas a la de la celulitis infecciosa.

Celulitis
Antibióticos

También es de recalcar que seguir las instrucciones indicadas al pie de la letra es fundamental, pues de lo contrario se corre el riesgo de causar graves complicaciones como la septicemia (infección general del organismo), hipotensión, taquicardia y tal vez hasta la muerte, si no es debidamente tratada ya que ello genera falla de algunos órganos.

Veamos, entonces, como tratar esta patología con productos antibióticos para su sanación.

Tratamiento con antibióticos

Celulitis
Antibióticos

Comprende el uso de un antibiótico oral específico recetado por el médico, por lo general por unos 5 a 10 días.

Se ha sugerido a los pacientes que a los tres días de haber iniciado el tratamiento reportar al especialista cualquier reacción del organismo, ya sea positiva (si hay reducción del enrojecimiento o de la inflamación) o negativa (si hay algún efecto secundario). Muy probablemente si la infección no está respondiendo debidamente al tratamiento, se requerirá prolongar el mismo por más días o cambiarlo por otro.

En estos casos cuando el tratamiento vía oral no funciona y los síntomas continúan, o aumentan y aparece la fiebre, la persona deberá ser hospitalizada por algunos días para recibir entonces el antibiótico vía intravenosa.

Como antibióticos más comunes se han recomendado amoxicilina, flucloxacilina o cefalexina para la mayoría de los casos de celulitis.

Celulitis
Ingerir la dosis de antibióticos recetada

De más está decir que se debe cumplir con todo el tratamiento y tomar todas las dosis de medicamento tanto oral como intravenoso indicadas por el médico, aun cuando el paciente se sienta bien.

La persona afectada debe también guardar reposo y elevar las extremidades lesionadas para así facilitar una recuperación más rápida. Igualmente, revisar diariamente las zonas lesionadas para evaluar si está funcionando o no el tratamiento.

¿Qué es la celulitis edematosa?

Este tipo de infección es grave y muchas veces se vuelve crónica cuando no se le presta la adecuada atención.

Los expertos reportan que no es muy frecuente. No obstante, cuando se presenta requiere darle el debido cuidado y control médico, a fin de prevenir mayores complicaciones. Normalmente esta afección suele localizarse en pies y piernas.

La celulitis edematosa aparecen cuando hay un mal funcionamiento del sistema circulatorio, debido a lo cual los líquidos y grasas no fluyen normalmente, ocasionando su acumulación específicamente en las extremidades inferiores. Es por ello que se le llama también celulitis circulatoria.

No obstante lo problemática y gravedad de esta afección, se cuentan con muchos métodos para disminuir sus efectos, e incluso sanarla.

Celulitis
Celulitis edematosa

Causas

Se produce porque los líquidos del cuerpo se acumulan en las partes blandas de la epidermis debido a problemas en el sistema linfático y en el circulatorio, que impiden que fluyan los líquidos, grasas y toxinas, evitando su drenaje.

Se presenta, por lo general, durante los cambios hormonales de la adolescencia y juventud. También puede aparecer por el embarazo en vista de que las hormonas que se generan en esa etapa ocasionan la retención de líquidos, y de allí, la celulitis.

La acumulación de grasas, toxinas y líquidos es provocada por la falta de movimiento de nuestras extremidades y músculos debido al sedentarismo.

Fisiopatología

A medida que se va desarrollando la aglomeración de las grasas y líquidos, el paciente va experimentando cada vez más dificultad de movilización de sus extremidades, ocasionando pesadez, molestias y hasta dolor a medida que se va engrosando la epidermis.

En virtud de la retención de líquidos se hinchan las piernas y pies tornándose pesados.

La acumulación de toxinas, grasas y líquidos van deformando las piernas y pes La falta de movilidad trae consecuencias de este tipo de celulitis es la deformidad en las extremidades inferiores. Esto puede ser debido a un problema circulatorio y linfático, que es a la vez sinónimo de llevar una vida sedentaria.

Síntomas

Son evidentes los síntomas de esta celulitis, ya que se pueden percibir tan pronto empiezan a recrecerse los músculos de piernas y pies.

Al no poder drenar o eliminar los líquidos, grasas y toxinas del cuerpo, se genera la hinchazón o edema producido por la retención de líquidos, así como la pérdida de sensibilidad en las extremidades afectadas y a veces dolor, derivado de la mala circulación de la sangre y la presión de los líquidos internos del cuerpo.

El paciente comienza a debilitarse y sufrir un cansancio general a nivel muscular, así como la pérdida de la sensibilidad y dolor al tacto por el engrosamiento de la piel de las zonas afectadas.

Celulitis
Celulitis edematosa

Se presentan también problemas de apariencia física, en virtud de que las piernas se ven muy hinchadas, deformadas y pesadas. Aunado a esto empiezan a presentar calambres sobre todo cuando el cuerpo está en reposo.

Esta dolencia también afecta psicológicamente  al paciente por el deterioro de su apariencia física, lo que amerita ayuda profesional.

Esta celulitis con aspecto de piel blanda dificulta la circulación y eliminación de las toxinas que se mantienen en el organismo. El dolor se hace perceptible, aunque el paciente sufre mayormente por el aspecto estético que genera.

Celulitis
Celulitis edematosa avanzada

Tratamiento

Es muy difícil de tratar, no obstante se debe atacar con tiempo pues puede producir varices, calambres y pesadez. Son varios los aspectos a seguir como tratamiento; a saber:

i) dieta equilibrada recomendada por nutricionista a fin de regular y mejorar el funcionamiento de los sistemas linfático y circulatorio,

ii) reducir el consumo de carbohidratos, que causan el desequilibrio de los distintos sistemas del cuerpo,

iii) ejercicio físico frecuente para bajar calorías y fortalecer músculos, además de mejorar la circulación,

iv) realizarse masajes para mejorar la circulación en las piernas. Se recomienda acudir a un centro profesional o masajista calificado para obtener mejores y más rápidos resultados y realizarlos por la tarde.

Un masaje mal hecho puede redundar en el efecto contrario, ocasionado que se empeore la dolencia y obstaculizar aún más el flujo sanguíneo.

Celulitis
Masaje para estimular circulación

v) ingerir diuréticos para disminuir la retención de líquidos, vi) evitar en la medida de lo posible el estrés que afecta al sistema linfático y al circulatorio y

vii) efectuar chequeo médico regular.

Está en manos de cada persona prevenir esta enfermedad. Solo se requiere fortalecer los músculos, lo que redunda en una estimulación y mejoría de la circulación de la sangre.  Importante también es seguir un régimen alimenticio saludable acorde con la edad, estructura corpórea y actividad de la persona.

Evitar el consumo de carbohidratos y sodio previene la retención de líquidos, causante principal de esta celulitis que se caracteriza por ser blanda.

En caso de sobrepeso, resulta conveniente la consulta a un especialista que ayude al paciente en la elección de una dieta personalizada. De esta forma, se aconsejará la eliminación del azúcar y una especial atención a la ingesta de frutas y verduras.

La tranquilidad es, igualmente, un aspecto a considerar, puesto que una vida estresante contribuye con el deterioro del sistema linfático. En este sentido, el paciente puede intentar métodos de relajación, como la práctica del yoga e, incluso, la atención psicológica.

Celulitis
Consulta médica

¿Qué es la celulitis facial?

Este es un tipo de celulitis muy peligroso, que compromete las capas internas de la piel de la cara, las cuales se comienzan a hinchar por la infección provocada por las bacterias que penetraron a esa zona.

Las bacterias que producen esta infección son:

  • estreptococos,
  • estafilococos y
  • metil aureus.

Ellas penetran por cualquier herida, lesión o corte que pudiera haber en la piel, provocando inmediatamente las molestias y en poco tiempo la hinchazón y el dolor.

El paciente requiere asistencia médica inmediata para prevenir que se propague a otras zonas y ocasionar complicaciones mayores.

Celulitis
Celulitis facial

Causas

Se presenta por problemas de caries, que al no ser atendidas oportunamente, generan gran cantidad de bacterias, que se van acumulando e infectando toda el área interna de la cara. Es por eso que esta afección también se le denomina celulitis facial odontógena.

Pero como ya hemos señalado, se han reportado casos en los que la infección aparece por heridas pequeñas o lesiones en el rostro que facilita la entrada de bacterias y gérmenes contaminando la zona.

Fisiopatología

Celulitis
Angina de Ludwig

Esta infección produce en el paciente hinchazón en la cara, enrojecimiento de la piel y extrema sensibilidad al tacto. Igualmente siente ardor y picazón constante.

Si no se recibe el tratamiento inmediatamente, puede presentarse un cuadro febril y molestias en el cuerpo como dolores en los músculos, escalofríos, fatiga, náuseas y hasta vómitos.

Síntomas

Se presenta dolor e inflamación del área del rostro, así como abscesos en la parte interna de la boca. Aparece también enrojecimiento de la piel en la zona afectada con hipersensibilidad a la palpación, pudiendo extenderse a las mejillas y párpados e incluso llegar a los ganglios linfáticos.

Produce malestar general en el paciente con dolores musculares, náuseas y fatiga. Hay picazón y sensación de calor en la zona infectada. Incluso se puede producir fiebre junto a los consabidos escalofríos.

En algunos casos el paciente siente náuseas, ganas de vomitar, así como dolor muscular y fatiga. Es un debilitamiento general del paciente.

Angina de Ludwig

La angina de Ludwig es una modalidad de la celulitis facial en la que la zona infectada se localiza debajo de la lengua.

Es una enfermedad mortal si no se recibe el tratamiento adecuado. Se produce cuando hay infección en el área de los dientes (como un absceso dental) que se propaga hacia el cuello, luego a la cara y finalmente a las vías respiratorias y pulmones.

Celulitis
Localización de Angina de Ludwig

Igualmente, puede surgir por cualquier otra lesión que pudiera haber en la cavidad bucal.

La inflamación de la angina de Ludwig se puede desplazar a ambos lados del cuello, lo cual es sumamente peligroso, pues se podrían cerrar las vías de respiración y causar asfixia.

Inicialmente no se presenta dolor de los tejidos debajo de la lengua, no obstante se dificulta la movilidad mandibular, deglución y el habla con temperaturas mayores a 39ºC.

Importante señalar se precisa el diagnóstico médico a fin de verificar que se trata de la angina de Ludwig y no de una adenomegalia cervical para así poder colocar el tratamiento correcto.

En América debe su nombre al caso clínico tratado por Wilhelm Frederick von Ludwig en 1836, aun cuando en Europa se han encontrado documentos anteriores al caso de Ludwig en los que se llama a esta misma afección Flemón de Gensoul por el Dr. Gensoul.

Para su tratamiento y curación se debe administrar inmediatamente antibióticos, controlar la inflamación para evitar el cierre de las vías aéreas y en etapas tardías se requerirá la intervención quirúrgica.

No se descarta que en esas etapas se pueda producir paro cardiorespiratorio y, si no se atiende debidamente, septicemia.

Celulitis
Celulitis facial en mujeres

En la actualidad se ha reportado una reducción de la mortalidad de casi 0% por la aplicación oportuna y acertada del tratamiento apropiado.

Tratamiento

Para tratar esta celulitis se recetan antibióticos por vía intravenosa que ameritan que el paciente acuda al hospital para su aplicación, mientras dure el tratamiento. Se debe evitar exponer al sol la zona afectada. En el caso de la infección facial odontógena es probable que se deba efectuar drenaje de la zona, además de los antibióticos.

¿Qué es la celulitis vaginal?

Es una infección que se produce en la zona donde crece el vello púbico y causada por la acción de microorganismos bacterianos que se alojan y afectan esa área.

Celulitis
Infección vaginal

Las investigaciones llevadas a cabo por los especialistas al respecto ha encontrado que la bacteria que produce esta afección es la conocida Staphylococcus aureus, sin descartar otros elementos patógenos que también puedan infectar la zona genital.

Puede afectar a cualquier mujer, por lo que se dice que es una afección común. Puede resultar molesta y en ocasiones dolorosa, si no se le trata debidamente.

En el área de la medicina se le conoce como foliculitis vaginal, en virtud de que afecta y deforma los folículos pilosos, sitios en los que crece el vello vulvar y cerca de los labios vaginales.

Celulitis
Malestar por celulitis vaginal

Causas

Ocurre producto de bacterias que llegan a esa zona debido a una mala higiene. También puede aparecer por efecto de la depilación del área genital o por el uso de ropa muy ajustada. Existen reportes en los que se señala que esta infección puede producir hongos, en cuyo caso el padecimiento se torna contagioso.

Síntomas

Se pueden presentar erupciones en piel de la zona vaginal. Se produce mucha comezón y es posible que aparezcan sarpullido, granos o pústulas infectadas en la conocida Zona V de la mujer.

La zona puede perder su apariencia física lisa y suave debido a la irritación y ardor. Aun cuando se localiza principalmente en el área genital, se han encontrado casos de su aparición en la cara, cuello, muslos y glúteos.

Tratamiento

Para el tratamiento de esta enfermedad es necesario actuar directamente sobre el elemento patógeno que ha producido la infección. De allí que primordialmente se receten tratamientos de limpieza para erradicarlo. Son productos son del tipo antibacteriano o antifúngico.

Celulitis
Productos de limpieza vaginal

Luego seguir un tratamiento que no solo incluye fármacos, sino también prácticas de higiene y comportamiento no sólo para sanar sino también para prevenir esta celulitis.

En aquellos casos en los que la infección ha pasado a fases más graves, los doctores combinan antibióticos orales y antihistamínicos para aliviar el picor y disminuir la inflamación.

Entre las prácticas que se deben seguir para contrarrestar los efectos de esta infección se encuentran:

  • Efectuar una higiene íntima profunda y constante del área vaginal utilizando jabones específicos para esa área a fin de balancear y no alterar el pH natural.
  • Usar ropa holgada para facilitar la transpiración
  • Evitar las telas sintéticas.
  • Utilizar preservativo en las relaciones sexuales.
Celulitis
Acto sexual seguro
  • Efectuar limpieza profunda luego del acto sexual.
  • Lavarse las manos antes y después de ir al baño, para no contaminar la zona vulvar.
  • No dejarse trajes de baño húmedos por mucho tiempo.
  • Beber mucha agua.
  • En caso de que se hagan depilaciones, procurar no afectar los folículos.
Celulitis
Jabones íntimos
De ser mucha la irritación, picazón y ardor, acudir al médico especialista, quien seguramente recetará antihistamínicos y antibióticos para aliviar estos síntomas y calmar el dolor.
Nuevamente recalcamos la importancia de la consulta médica y el no automedicarse para no empeorar la situación.
Como aspecto positivo, es de señalar que esta infección se puede sanar muy fácil y rápidamente, si se verifican correctamente los síntomas y se sigue el tratamiento en forma inmediata y al pie de la letra.

Es aquella acumulación de grasa que se deposita en ciertos sitios de nuestro cuerpo ocasionando protuberancias en la superficie del tejido cutáneo, afeando la apariencia de la piel y formando lo que se ha llamado “piel de naranja”.

No se le considera una enfermedad, no obstante, nosotros consideramos que se deben tratar cuando sus efectos ocasionan malestares a quien la tiene.

Celulitis
Piel con celulitis estética

Normalmente estos nódulos adiposos compuestos de toxinas y grasas son producto de una mala circulación de la sangre, que va creando estos depósitos grasos en las capas bajas del tejido cutáneo o hipodermis.

Aun cuando no se puede catalogar como una enfermedad, igualmente se hacen recomendaciones para prevenir su aparición o reducirla, si ya existe.

Es reversible si se siguen los tratamientos adecuados recomendados por los especialistas en belleza y nutrición, ya que esas grasas y toxinas provienen de lo que comemos, de la falta de ejercitación muscular, de la vida sedentaria.

Celulitis en los muslos, región abdominal, cadera, los brazos, glúteos y en los senos

Las áreas más propensas a alojar estas acumulaciones adiposas son las partes más blandas de la piel, cuya estructura facilita la aglomeración de estos depósitos. Así tenemos como las más comunes: los glúteos, los muslos, el abdomen, la cadera, los brazos, senos.

Celulitis
Celulitis en brazo

Se requiere reforzar estas partes del cuerpo y verificar con cuidado pues, en el caso de los senos, por ejemplo, la aparición de la piel de naranja puede significar una afección más seria como el cáncer.

Diversos son los tratamientos recomendados para contrarrestar los efectos de la celulitis en el cuerpo, pero su aplicación va a depender del área donde se encuentre alojada. Así se cuenta con tratamientos mediante:

Productos cosméticos, dispositivos o aparatos de ejercicio físico

Son productos anticelulíticos con principios activos que atacan la celulitis localizada.Vienen en crema,  gel, aceite y parches. También se promocionan dispositivos como las ventosas para disolver los depósitos grasos.

Celulitis
Ventosas
Alimentación con dietas equilibradas específicamente diseñadas con alimentos apropiados para reducir e incluso eliminar por completo la celulitis.

Se aconseja en la medida de lo posible no consumir carbohidratos ni grasas, así como reducir la ingesta de sal que ocasiona la retención de líquidos, evitar el alcohol y el cigarrillo, que inhiben la irrigación sanguínea de los tejidos blandos y beber mucha agua y comer muchas frutas y verduras.

En definitiva se trata de depurar el organismo de toxinas.

Métodos quirúrgicos

Este tipo de tratamiento se emplea en los casos más avanzados o difíciles de tratar. Con ellos se busca favorecer la circulación, disolver y extraer las grasas localizadas. Entre estos métodos tenemos:

Celulitis
Tratamiento de liposucción
  • Liposucción:  Esta técnica consiste en disolver el exceso indeseable de grasa acumulada en alguna parte del cuerpo para luego extraerla mediante una pequeña cánula que la succiona.

Esta cánula está conectada a un aspirador de vacío, que abre unos canales en el tejido subcutáneo a través de los cuales circula restos grasos disueltos.

En el procedimiento de la liposucción, se aplica anestesia general o local, dependiendo del área a tratar. Luego se hacen incisiones en la piel para introducir los tubos de succión o cánulas que extraerán los excesos de grasa que se van disolviendo. Al final del procedimiento se colocan los llamados tubos de drenaje en las zonas ya vacías para succionar la sangre y líquido.

Los tejidos de la zona tratada se retraen de manera uniforme llenando esos espacios vacíos que van quedando.

Con la liposucción se busca dar una nueva silueta al cuerpo con la menor cicatrización posible. No obstante, cabe acotar aquí que responsabilidad del paciente llevar una vida sana, con dieta saludable y ejercicio físico regular de manera tal que los resultados de la operación perduren en el tiempo. Dado el caso de que el paciente aumente de peso, el mismo se distribuya uniformente.

Por lo general son las mujeres los pacientes más asiduos para aplicarse este método de reducción de excedentes de grasa corporal. No obstante, es de señalar que también hay hombres interesados en aplicárselo.

Así, según el género son distintas las áreas a tratarse; a saber:

  1. En las mujeres: los muslos o “cartucheras”, los brazos, los tobillos, los glúteos, el abdomen, pantorrillas, parte superior de los senos, las mejillas, el cuello, las rodillas, los brazos, las rodillas.
  2. En los hombres: el abdomen, el cuello, el pecho, la barbilla, el mentón.
Celulitis
Áreas más comunes para aplicar liposucción

Vemos, entonces, que es una técnica sencilla, pero compleja en cuanto a su preparación y ejecución por el cuidado que hay que tener a fin de lograr un resultado limpio, sin maltratar los vasos o nervios del área, así como mínimos efectos secundarios.

  • Ozonoterapia: Como su nombre lo indica el agente fundamental que se emplea en esta técnica médica es el ozono como componente terapéutico de mucha aplicación para el tratamiento de un gran número de patologías.

Mediante la oxigenación de los tejidos afectados inyectados se puede disminuir los excedentes adiposos hasta lograr su total eliminación.

El ozono tiene gran poder bactericida y antivírico que destruye gérmenes. Además, es altamente oxidante, es natural, con pocos efectos secundarios y contraindicaciones.

También es muy efectivo en el tratamiento de muchas enfermedades reumáticas, entre las cuales podemos mencionar la artrosis, las ulceras diabéticas, las hernias discales, la colitis ulcerosa, el colon irritable, el eczema anal, entre otras).

Celulitis
Ozonoterapia

Así también contribuye en la sanación de las hemorroides, las varices, la tromboflebitis, las infecciones genitales.

Favorece la restauración de la circulación sanguínea y el aumento de la oxigenación celular, lo que redunda en bienestar de todo el organismo.

  • Mesoterapia: Este método consiste en inyectar localmente y de manera simultánea  dosis pequeñas de sustancias preparadas especialmente para eliminar el exceso de grasa y toxinas en la zona tratada.

La denominación de mesoterapia se deriva de mesodermo que es el nombre de la capa de la piel en la que se hace la infiltración.

Tratamiento de mesoterapia

Antes de proceder a aplicar el tratamiento se evalúa la condición del paciente, a fin de establecer la dosis concreta, así como el tipo de producto a administrar. Asimismo se deben tomar en cuenta información sobre las necesidades del paciente, sus expectativas y objetivos que se persiguen.

Para la aplicación manual de la inyección se emplea una jeringa circular de una medida específica según la zona a inyectar. Esta jeringa posee varias agujas que se introducen de manera intradérmica, lo que permite irrigar toda el área, la cual deberá estar completamente desinfectada.

También se emplean aparatos diseñados para la inyección asistida. Estos instrumentos permiten controlar en forma precisa la cantidad correcta según la condición de la zona a inyectar.

Celulitis
Agujas para mesoterapia

Las sustancias que se inyectan son diversa índole y con las cuales se prepara una combinación de sustancias vitaminas y minerales junto con productos alopáticos, homeopáticos y aminoácidos. La combinación y proporción entre estos productos a administrar va a depender de la técnica que utilice el médico o el terapista o mesoterapeuta.

Se recomienda efectuar un masaje drenante para estimular la movilización y disolución de la grasa, la será eliminada a través de la orina, y, en fin, alcanzar los resultados esperados.

  • Ultrasonidos: La lipoaspiración ultrasónica o simplemente ultrasonido, es un tratamiento reductor de los excedentes de grasa corporal, que mediante un equipo ultrasonido se aplica un haz de vibraciones de baja frecuencia sobre el área a tratar para destruir las células de grasa del tejido adiposo, las cuales se licuan y el organismo las va eliminado poco a poco, lo que resulta en una disminución de centímetros y de celulitis.
Celulitis
Equipo para electrosonido

Es un método no agresivo, que trabaja sobre la piel generando calor con presión controlada y mediante un efecto termo-dinámico de vibraciones sobre los tejidos adiposos se disuelven las grasas del área tratada.

Se puede aplicar sobre las piernas, la cadera, los glúteos, el abdomen, las cartucheras.

Desde su aplicación se comienzan a observar los resultados tales como: Reducción del contorno corporal, disminución de la celulitis, menos hinchazón, menos piel de naranja y menos pesadez.

Se recomienda posteriormente realizar un masaje drenante para estimular la disolución de los excedentes grasos.

  • Carboxiterapia: Esta técnica médica ha sido diseñada para atacar la celilutis, la flacidez y los tejidos adiposos localizados.

    Celulitis
    Tratamiento de carboxiterapia

Se trata de un método no invasivo que consiste en aplicar microinyecciones de gas dióxido de carbono (CO2) por vía subcutánea haciendo infiltraciones en el área a tratar de manera tal de poder reducir las células adiposas.

Con esta técnica se busca que la microinyección de CO2 en las capas bajas de la piel produzca una vaso-dilatación en la zona que se está tratando.

Esto provocará calor inmediatamente y se elevará la presión parcial del oxígeno. Se aumenta el torrente sanguíneo y de esta manera habrá mayor cantidad de oxígeno disponible para los tejidos, con lo cual se mejora el componente microvascular de los componentes propios de la celulitis, así como de las marcas de estrías y cicatrices y facilitará su disolución.

Como resultado visible se observa una mayor firmeza de la piel, está más tersa y se ve rejuvenecida.

No obstante, hay que señalar que el método no se puede aplicar en todos los pacientes, pues va a depender de la condición del mismo y sobre todo si padece de algunos cuadros patológicos específicos, tales como asma, problemas cardíacos, problemas renales, cáncer, diabetes, en cuyo caso este método está contraindicado.

Tampoco deberían aplicárselo las mujeres embarazadas o que estén amamantando, que estén en período menstrual o las personas que tengan una infección en el área que se vayan a tratar.

  • Lipoescultura: Esta es una operación de estética que permite eliminar las acumulaciones adiposas localizadas que se encuentran entre la piel y el músculo.

La liposucción facilita el disminuir los depósitos de grasas que no se logran reducir con ejercicio ni con dieta, no obstante no se aconseja tomar esta técnica como sustituto de aquellos.

El resultado obtenido redunda en una mejor apariencia del paciente, así como en una mayor confianza y seguridad en su comportamiento.

En esta técnica se aplica liposucción, pero a nivel superficial y, luego de extraer la grasa, se va modelando el área corporal, obteniendo una mejora de la figura por un tiempo prolongado.

Celulitis
Tratamiento de lipoescultura

Mediante la utilización de tubos metálicos más delgados que los que se emplean en la liposucción, se van extrayendo, luego de aplicar anestesia local, los cúmulos de grasa en las zonas que al paciente desea. Normalmente la lipoescultura trata a aquellas zonas adiposas con menos exceso de grasa.

Para llevar a cabo la lipoescultura, el terapista debe marcar las zonas que va a “modelar”. Se toman fotos del antes y del después de manera de verificar y documentar los resultados obtenidos y hacer las comparaciones.

Ya demarcadas las zonas en el cuerpo del paciente, se introduce la cánula con la solución preparada de líquido tumescente (preparado con lidocaína, anestésico local y epinefrina) para eliminar el exceso de grasa. Se repite el proceso en todos los sitios que se van a modelar.

Área demarcada para lipoescultura
Efectos secundarios

Se pueden presentar algunos efectos secundarios sobre los cuales el paciente debe alertar pero que no son de gravedad.

Por supuesto, sentirá dolor para lo cual se recetan analgésicos. Seguirá saliendo por los poros el exceso del fluido, que tal vez tenga color rojizo, lo cual es normal por la sangre.

Asimismo podrá sentir incomodidad de la zona tratada por algunos días, incluso hasta dos semanas después de la operación. Igualmente, se observarán las normales cicatrices y algo de moretones en la piel.

Celulitis
Manchas moradas en la piel

En ocasiones podrá sentir que se le entumecen algunas zonas con algunas irregularidades e hinchazón temporal de las mismas.

  • Cavitación: Esta técnica permite eliminar grasas acumuladas en zonas localizadas del cuerpo y reducir el sobrepeso mediante la generación controlada y repetida de microburbujas de aire en el interior del tejido graso con las cuales se disuelven las células grasas.

De esta manera, una vez convertidas en líquidos los tejidos adiposos son más fácil de drenar en forma natural por el mismo organismo.

Tratamiento de cavitación

Con el rodillo de mano que utiliza el terapista se transmiten ondas de ultrasonido en múltiples frecuencias de bajo nivel sobre la zona afectada. Estas ondas son como impulsos de compresión-expansión de gran velocidad que generan microburbujas de vacío, que poco a poco se van agrandando.

El proceso en si de la cavitación se inicia cuando las microburbujas comienzan a crecer y colisionar entre sí, produciendo ondas de choque que promueven la emulsificación y eliminación de los tejidos grasos a través del sistema linfático y urinario.

Con este método de la cavitación es posible modelar la silueta reduciendo esas áreas que presentan acumulaciones de grasa.

Equipo de cavitación

Hay muchas ventajas que favorecen a este método de eliminación de tejidos grasos:

No es invasivo, no requiere anestesia, no deja cicatrices, no presenta molestias, permite actuar justo sobre la zona que necesita ser tratada, mejora la circulación, elimina toxinas, de cómoda aplicación.

Después de aplicar este tratamiento, se aconseja efectuar lo que se llama drenaje linfático de manera tal de acelerar el proceso iniciado con cavitación y conseguir una eliminación efectiva de los líquidos.

Finalmente, los especialistas recomiendan al paciente que, para obtener un resultado óptimo que sea duradero deben ingerir abundante agua, seguir una dieta baja en calorías y hacer ejercicio físico regularmente.

Masaje linfático
  • Presoterapia: Este es un método en el que se emplea la presión de aire como una especie de masaje linfático en el cuerpo, gracias a lo cual se logra activar la circulación linfática, eliminando grasas y toxinas.

Para la aplicación se emplea un traje especial neumático tipo cobertor dentro del cual se coloca al paciente para un tratamiento total o solo la parte del cuerpo a tratar en forma parcial.

Celulitis
Técnica de presoterapia

Este cobertor está compuesto por varias partes diseñadas con cámaras de aire dispuesta de manera tal de enfocar con precisión la zona a ser tratada, ya sea abdomen, piernas o glúteos. Gracias a la disposición de las cámaras, se puede concentrar y controlar la presión del aire sobre la zona que se desea.

El equipo que se utiliza en este tratamiento es un compresor de aire especialmente diseñado con el cual se controla, distribuye y enfoca la presión del aire a aplicar sobre el paciente. Se produce así un efecto de compresión y masaje,el cual permite activar el sistema linfático.

Además la máquina cuenta con un sistema con el cual se puede llevar a cabo la calibración de la presión del aire según las necesidades del paciente y contextura del mismo.

La circulación sanguínea se ve favorecida por esta técnica, así como la eliminación de las sustancias tóxicas,de las infecciones, gérmenes y microorganismos bacterianos que pudiera haber en el organismo.

Celulitis
Circulación del aire en el equipo de presoterapia

Todo ello se produce en virtud de que la presión del aire logra disolver los cúmulos de grasa localizada en glúteos, en brazos, en el abdomen y en las piernas, haciéndolos circular junto con las toxinas y líquidos retenidos que posteriormente será desechados a través del sistema linfático.

Es un tratamiento muy cómodo y natural, con cada vez cuenta con más personas que se interesan en su aplicación y esto es gracias a su sencillez, eficacia y costos asociados al mismo.

Por otro lado, es importante destacar que la presoterapia puede ser utilizada en muchos tratamientos por los muchos beneficios que brinda. Entre dichos beneficios podemos mencionar algunos que pueden ser de mucho interés. Veamos.

En cuanto aplicaciones de estética y cosmetología, podemos mencionar los siguientes:

  • Reducción de la celulitis
  • Eliminación de toxinas y grasas
  • Control de la retención de líquidos
  • Eliminación de varices
  • Reducción de edemas
  • Control que se lleva a cabo luego de una liposucción.

Sin embargo, no está demás señalar que los asesores en estética medicinal no recomiendan el empleo de la presoterapia cuando se conoce la existencia de ciertas patologías, ya que este metodo podría afectar e incluso podría agravar dicho cuadro clínico.

Entre estas patologías se incluyen a los pacientes con hipertiroidismo, los que padecen trastornos circulatorios, aquellos que sufren de trombosis venosa profunda o también de insuficiencia arteriosa, los enfermos con problemas de hiper o hipotensión, o de alguna deficiencia cardíaca, los que tienen siguen tratamientos oncológicos y los que presentan inflamaciones o afecciones de la piel.

En todos estos que se han mencionado, la presoterapia está contraindicada.

La celulitis y los remedios caseros – Tratamiento natural

Este tipo de tratamiento permite curar las lesiones de la celulitis de una manera natural aprovechando las características que ofrecen las plantas medicinales y los aceites naturales.

Son de fácil aplicación, pues se hace directamente sobre las zonas infectadas y aunque su proceso de sanación no es inmediato, es efectivo si se es consecuente en su utilización.

Celulitis
Dieta sana

Son muchos los productos naturales que se pueden emplear para tratar y sanar la celulitis bacteriana; pero nos concentraremos en los siguientes: caléndula, cúrcuma, aceite del árbol de té, ajo, timo, aceite de coco, aceite de orégano, miel manuka, carbón activado, diente de león, equinacea y tomillo.

Caléndula:

La infusión de esta planta es reconocida por sus efectos antiinflamatorios, además de sus cualidades antisépticas, antihemorrágicas y antivirales.  Es muy beneficiosa para la cicatrización de las lesiones dejadas por la enfermedad y proporciona un gran alivio (carácter antiespasmódico) del dolor al desinflamar las zonas infectadas.

Té de caléndula

Cúrcuma:

Es una especie medicinal con grandes poderes antiinflamatorios e incluso puede ayudar a prevenir este padecimiento, gracias a sus cualidades antisépticas. Su preparación en forma de té resulta en un remedio antibiótico efectivo.

Aceite de árbol del té :

Es una de las especies más usadas para la cura de la celulitis bacteriana por los efectivos y eficaces resultados que genera y por los procesos antifúngicos y anti-inflamatorios que aporta durante la sanación de la enfermedad.

Ajo:

De todos es conocido los muchos beneficios para la salud que ofrece el ajo. Uno de los más resaltantes es su acción sobre las bacterias, al funcionar como una especie de antibiótico natural. Sus atributos antimicrobianos ayudan a reducir la inflamación, al dejarlo actuar por un tiempo sobre la zona afectada.

Tomillo:

Este es un género de hierbas que ofrece eficaces resultados en la curación de infecciones por bacterias. El tomillo ayuda en gran medida a controlar y de alguna manera frenar la propagación de la bacteria a otras zonas del cuerpo. Tomar el té de tomillo ha sido considerado un remedio útil para adultos y menores.

Aceite de coco:

Es otro de los excelentes aceites naturales que funcionan con gran acierto como remedio contra los efectos negativos de las bacterias.

Incluye en su composición ácidos grasos de la llamada cadena media, que facilitan la curación y restauración de la piel lesionada. Utilizada diariamente varias veces al día proporciona resultados favorables en poco tiempo.

Aceite de orégano:

Aceite que se ha catalogado como un efectivo remedio casero para el tratamiento de la celulitis. Se ha aplicado en las zonas lesionadas lográndose reducir la hinchazón, el crecimiento de hongos y la destrucción de las bacterias que generaron la celulitis.

Miel de Manuka:

Se le atribuyen muchos beneficios antibacterianos y antimicrobianos a la miel de manuka, la cual se deriva del néctar de los árboles del mismo nombre. Posee componentes fitoquímicos, que son los que actúan controlando la infección, lo que redunda en un mejor proceso de sanación de la celulitis.

Celulitis
Miel de mamuka

Carbón activado:

Este es un remedio casero muy útil, pues ayuda a limpiar aquellos elementos impuros o tóxicos con lo cual se favorece la recuperación de las lesiones ocasionadas por la infección.

Se sugiere formar una pasta de carbón activado con agua y envolverla con una toalla delgada de algodón o papel que se coloca sobre la zona afectada por varias horas, preferiblemente en la noche a fin de obtener mejores y más rápidos resultados.

Diente de león:

Las hojas del diente de león son beneficiosas en el tratamiento de la celulitis, ya que contienen un componente antioxidante que protege las células evitando que se generen daños mayores al organismo. El diente de león es una poderosa hierba medicinal por su efecto sanador en cuadros infecciosos.

Celulitis
Té de diente de león

Equinácea:

Esta planta medicinal que se recomienda para muchas afecciones entre ellas la celulitis infecciosa debido a sus cualidades antimicrobianas, ayuda a combatir hongos, bacterias e infecciones y tiene, además, propiedades antiinflamatorias.

Asimismo, ofrece beneficios antibióticos que contribuyen a la sanación de la infección. La echinacea es mayormente conocida como una hierba medicinal que estimula el sistema inmunológico.

Celulitis
La equinacea

Las hormonas y las infecciones de celulitis

Nos referiremos en este apartado al factor hormonal y su relación con la infección e inflamación celular o celulitis.

Como ya hemos visto en los algunos de los distintos tipos de celulitis que hemos analizado, éstos se caracterizan por la presencia de tejidos inflamados.

Celulitis
Hormonas

En dicha inflamación están involucrados, no solo están agentes externos como las bacterias o gérmenes, acumulación de tejidos adiposos derivados de la alimentación y una mala circulación, sino también aspectos hormonales como una de sus principales causas.

Características

Siendo las hormonas las sustancias químicas que segregan las glándulas endocrinas,  que son necesarias para regular y mantener el buen funcionamiento de los distintos órganos de nuestro cuerpo, consideramos fundamental tener conocimiento sobre su naturaleza, los diferentes tipos y las funciones que deben cumplir.

El medio de circulación a través del cuerpo estos agentes reguladores llegan a todas las zonas del cuerpo es el torrente sanguíneo. Las hormonas intervienen en todos los procesos vitales del ser humano como son el crecimiento y el desarrollo corporal, el metabolismo, uso y almacenamiento de la energía, control de los líquidos en la sangre, así como la utilización debida de la sal y las glucosas, el funcionamiento de los órganos y la reproducción.

Celulitis
Hormonas en torrente sanguíneo

Asimismo se ha comprobado su influencia en el apetito sexual y el estado de ánimo de las personas.

Estudios han revelado que cuando se presenta un desequilibrio hormonal y que el organismo al tratar de contrarrestarlo para prevenir una intoxicación en las células, genera la aparición de algunas patologías como las que producen las infecciones.

Tipos

De todos es conocido que hay distintos tipos de hormonas, dependiendo del órgano al cual afectan. Así, las hormonas más importantes son las tiroideas, la del crecimiento, la insulina, la prolactina, el cortisol y cada una con propiedades propias de la función que deben cumplir según la glándula que la produce y de la función que llevarán a cabo.

Las glándulas que producen estas hormonas son: glándula tiroides, la paratiroides, el páncreas, ovarios y testículos, la pituitaria o hipófisis, las suprarrenales.

Celulitis
Glándulas suprarrenales

Causas del desequilibrio hormonal

La agitada vida actual es generadora de una multiplicidad de emociones y reacciones que nos toca vivir según las circunstancias en la rutina diaria. Estas emociones y reacciones producen situaciones de estrés, de tensión, de nerviosismo, de euforia, de aprehensión, de paralización, de agotamiento. Todo ello nos debilitan provocando cambios a nivel hormonal.

Este debilitamiento corporal es el que puede favorecer la aparición y desarrollo de infecciones al no contar con el aporte hormonal requerido, debido a que la glándula que la segrega no está funcionando como se espera.

Celulitis

Debilitamiento mental y físicoEste mal funcionamiento de la glándula es ocasionado por hallarse permanentemente bajo situaciones estresantes o estímulos desequilibrantes provenientes del interior y exterior del ser humano.

Ahora bien, el exceso de ciertas hormonas, así como la carencia de las mismas generan diferentes afecciones a las cuales hay que prestar atención para que no se produzca la infección de celulitis.

Algunas de las enfermedades que se han producido o que se han agravado por la carencia o exceso de hormonas son:

  • Bocio o aumento del tamaño de la tiroides, cuyo tamaño puede incluso comprimir la traquea, impidiendo su funcionamiento.
  • Hipertiroidismo o incremento de los niveles de hormonas tiroideas en la sangre, generando adelgazamiento, exceso de sudoración, nerviosismo e insomnio.
Celulitis
Tiroides
  • Diabetes o insuficiencia de insulina pe parte del páncreas. Esto aumenta la glucosa en la sangre. El paciente sufre pérdida de peso, mala cicatrización de las heridas, debilidad, cansancio, exceso de orina, sensación de sed y apetito.
  • Osteoporosis. Aparece por varias causas, entre ellas la menospausia o cese de producción de estrógenos, lo que fragilidad y rotura de huesos.
  • Hipotiroidismo o disminución de la función de la tiroides, a veces por destrucción de la misma. Ello genera lentitud del metabolismo, aumento de peso, cansancio, somnolencia, caída del cabello.
  • Síndrome de Cushing. Debido al exceso de producción de cortisol, ocasionando hipertensión arterial, obesidad, retardo en el crecimiento en los niños.
  • Hirsutismo o exceso de hormonas masculina. Se produce la aparición de pelos negros y gruesos en zonas no habituales de la mujer (hombros, pecho, mentón).

La ocurrencia de estas enfermedades es el producto de que los agentes encargados de regular los mecanismos de defensa de nuestro cuerpo; es decir, las hormonas, no están funcionando, lo que implica que el organismo está expuesto y propenso a ser atacado por las bacterias.

Es probable que se esté produciendo poca o ninguna hormona determinada o, por el contrario, se esté generando hormonas de más.

Así tenemos el caso, por ejemplo, de las mujeres, que cuando están embarazadas o en algunas fases del período menstrual, se genera un aumento de las hormonas femeninas, los estrógenos. Esta situación provoca que se cree un ambiente propicio para que se aumente la cantidad de glucógeno por parte de las células de la vagina, el cual sirve de alimento de hongos y bacterias que conducen a la infección de esa zona.

Los abscesos y la celulitis

Los abscesos son la acumulación de pus dentro y/o sobre la piel generalmente causados por una infección bacteriana.

Celulitis
Absceso

Se puede afirmar que son producto de la infección que han ocasionado las bacterias, hongos u otros gérmenes que han penetrado al cuerpo en determinada área, generando la acumulación de pus en la superficie de la piel.

De acuerdo con los entendidos en la materia, son el método natural que tiene nuestro cuerpo de tratar de defenderse y de curarse de una infección. 

Constituyen una dolencia común que afectan a muchas personas de todas las edades.

Causas

Normalmente aparecen después de que se ha padecido una infección bacteriana, causada por lo general por la bacteria estafilococo.

También se pueden generar por una lesión o herida menor.

Se ha afirmado que el organismo se vale del sistema inmunitario enviando los glóbulos blancos a atacar, contrarrestar y sanar la infección localizada.

Celulitis
Glóbulos blancos en la sangre

Estos glóbulos blancos actúan como si fueran una red, que se forma junto con otras sustancias de desecho, aglomerándose en el sitio donde se ha producido la herida infectada y formando la pus.  Una vez circundada y cerrada esa área, ésta se inflama y en caso de no tener vía de drenaje, comienza a doler al paciente.

Síntomas

Entre los síntomas que normalmente aparecen están:

  • dolor local
  • sensibilidad al tacto
  • leve inflamación
  • calor al contacto
  • enrojecimiento de la piel por mala circulación de la sangre. A esto se le conoce tambien como rubefacción.
  • hinchazón o tumefacción, en la capa cutánea superficial
  • síntomas constitucionales, cuando el absceso se localiza a más profundidad. En estos casos se recomiendan efectuar estudios de imágenes para poder evaluar este tipo de absceso.
Celulitis
Inflamación de la piel por absceso

Tratamiento

En el tratamiento de los abscesos se prescriben:

  • drenaje quirúrgico, el cual es un método médico con el cual se elimina o extrae la sangre, pus u otros fluidos de un sitio. Asimismo permite acelerar la recuperación de la infección localizada.
  • antibióticos vía oral
  • Remedios caseros: Aplicar hielo con una toalla por 8 min luego descansar y volver a aplicar.

No obstante, como primera medida a cumplir se recomienda al paciente evitar tocárselo y aplicar compresas tibias por varios minutos varias veces al día hasta lograr que él por si solo comience a drenar. Cuidar la higiene de las manos al efectuar esta aplicación.

De no lograr mejoría con tratamiento casero, se requerirá entonces efectuar el drenaje médico y luego seguir con el tratamiento con antibióticos.

En caso de que el paciente sea un menor de edad, cuidar que no se toque, apriete o reviente el absceso, pues se  corre el riesgo de propagar la infección a otras partes más profundas del cuerpo, agravando la situación.

Si se observan mayor hinchazón en el área, mayor enrojecimiento o aparecen manchas rojas en la zona, si hay fiebre y/o escalofríos o se siente mayor cansancio, se debe acudir inmediatamente al médico para que efectúe un diagnóstico más detallado.

Celulitis
Fiebre alta por absceso

En la consulta médica se evaluará si es necesario efectuar el drenaje quirúrgico, a fin de evitar que el absceso se convierta en una celulitis más grave.

Para el drenaje se requiere administrar anestesia local. Se procederá a hacer una pequeña incisión en el absceso de manera que fluya la pus.

Luego del drenaje, se deberá extremar la higiene no solo de la zona afectada sino también de la persona que haga la limpieza de la herida cada vez que se cambie el vendaje que colocará el médico.

Cumplir con el tratamiento de antibiótico ya sea en tabletas o jarabe por el período prescrito por el médico, aun cuando ya el paciente se sienta mejor.

Es importante enfatizar en la buena higiene personal que se debe tener, ya que esto es lo que nos garantiza y previene de ser afectados por las infecciones.

Las varices y las infecciones de celulitis

Aún cuando las varices constituyen una afección del tejido de la piel, no hemos encontrado una relación directa que las vincule con las infecciones de celulitis.

Como ya hemos visto anteriormente, la celulitis es una infección que se produce a nivel subcutáneo, mientras que las varices se localizan mayormente en las capas más superficiales de la piel.

Ceñlulitis
Varices

No obstante, nos parece pertinente revisar esta dolencia y ahondar un poco sobre la misma, ya que aqueja a muchas personas, especialmente las mujeres, en cuanto a su esencia, causas, síntomas y tratamiento.

¿Qué son las varices?

Las varices o venas varicosas, también conocidas medicamente como insuficiencia venosa crónica, son aquellas venas hinchadas y deformadas producto de la aglomeración irregular de la sangre. Las observamos a menudo en las piernas y en los pies ocasionado por permanecer de pie por períodos prolongados de tiempo.

También puede ser producido por caminar inapropiadamente con una postura demasiado erguida y recta que hace que se incremente la presión en las venas de las extremidades inferiores.

Se trata, entonces, del daño en las venas de las piernas que impide que la sangre fluya con normalidad.

No se han reportado casos de complicación de las varices con otras afecciones como la dermatitis, con la flebitis (inflamación de las venas) o con las hemorragias.

Son pocas las personas con varices que experimentan complicaciones con otras dolencias como la dematitis, que es la aparición de erupciones y resequedad en el tejido cutáneo, o con la inflamación de las venas, que es la flebitis, ni tampoco con las hemorragias.

Celulitis
Pierna con varices

Las mujeres son las más propensas a sufrir de esta anomalía, en virtud de la composición del tejido cutáneo, cuya paredes son más débiles que el de los hombres. No obstante, se han registrado casos de varices en hombres.

Aparecen principalmente las piernas, pero también han afectado al esófago, los testículos y la región anal.

Causas

Se han detectado tres causas principales de la aparición de varices.

  • Válvulas congénitamente defectuosas, las cuales al no hacer circular la sangre hacia el corazón, ésta se acumula en la vena y ocasiona la hinchazón. Aparecen las varices primarias que son las más notorias.
  • Tromboflebitis causa el mismo efecto, pero en este caso los coágulos son los que dificultan la circulación.
  • Embarazo, que genera varices secundarias que desaparecen después del parto.
Celulitis
Embarazo y varices

Síntomas

Los más comunes son:

  • Hinchazón
  • Ardor
  • Picazón alrededor de una o de más venas
  • Sangrado de las venas varicosas
  • Sensación de dolor o pesadez en las piernas
  • Pesadez de las piernas
  • Varices con venas visibles
  • Calambres musculares
  • Edema.
Celulitis
Interior de vena varicosa

Una vez que se han detectado algunos de estos síntomas, lo que sigue es que el paciente acuda al especialista de cirugía vascular para se efectúe el debido diagnóstico.

Mediante esa exploración física se determina de manera certera el tipo de enfermedad y fase en la que se encuentra la misma.

De allí se establecerá el tratamiento apropiado y las medidas de cuidado que el paciente deberá seguir al pie de la letra para aliviar la dolencia e incluso sanar completamente.

Tratamiento

En cuanto el tratamiento a seguir cuando ya se ha diagnosticado la enfermedad está:

  • Utilizar productos farmacológicos para el alivio de los síntomas y evitar que surjan complicaciones. Normalmente los especialistas recetan tratamiento vía oral como los venotónicos, por ejemplo la hidrosmina, la diosmina, las oxerutinas, entre otros.
  • Utilizar medias de compresión. para impulsar la sangre desde los capilares hasta el corazón, impidiendo que se produzcan estiramientos o heridas.
Celulitis
Medias de compresión para tratar varices
  • Ingerir té y preparados de plantas medicinales con propiedades venotónicas. Entre las más conocidas y recomendadas está el castaño de Indias, vid roja, ginkgo biloba, hamamelis y ruscus, que se pueden también administrar vía oral o mediante su presentación en forma de geles o cremas en frío.
  • Evitar permanecer de pie durante mucho tiempo.
Celulitis
Masaje en las varices
  • Evitar la exposición al sol por largos períodos.
  • Hidratar la piel a diario.
  • Acostarse y elevar las piernas por encima de la altura del corazón, después que se ha estado por largos periodos sentados o de pie, y al dormir.
  • No usar ropa demasiado ceñida.
  • Evitar el sobrepeso, la obesidad y la vida sedentaria.
  • Utilizar zapatos cómodos, prescindiendo en la medida de lo posible de los tacones altos y del calzado muy plano.
  • Utilizar protección solar todo el año.
Celulitis
Tratamiento de las varices

Igualmente, se recomienda la aplicación de sustancias químicas, entre ellas la microespuma. Este producto tiene dentro de su composición una sustancia esclerosante con la cual es posible eliminar la variz, si se cumple completamente con el tratamiento por el tiempo indicado.

Se deben mencionar también las pequeñas lesiones, comúnmente llamadas las arañitas. Éstas son similares a las venas varicosas, pero además de su menor tamaños, se encuentran más cerca de la superficie de la piel. Por lo general presentan un color rojo o azul.

Se producen en las piernas, pero también pueden encontrarse en la cara. El tamaño de las arañitas varía y, a menudo, parecen una telaraña

Existe también el tratamiento con calor en el cual mediante un catéter con láser o con radiofrecuencia aplicado sobre las varices.

Finalmente, se cuenta con el tratamiento quirúrgico, en cual mediante una intervención quirúrgica se operan las varices de manera tal de eliminar de raíz la dolencia.dermatitis exfoliativa

No obstante, los especialistas hacen la advertencia que eso no evita que se puedan generar nuevas varices.

No se han prescrito medidas que pudieran ayudar a prevenir esta enfermedad. Lo que normalmente se aconseja es llevar un estilo de vida saludable, dieta sana, evitar el sedentarismo y ejercicio físico para evitar el sobrepeso.

El cuidado personal depende del paciente para que pueda lograr su propósito que no es más que aliviar dolor de las venas varicosas, impedir que empeoren y mejorar o recobrar en la medida de lo posible el aspecto físico que se ha perdido.

La erisipela y la celulitis

Ambas patologías son infecciones que comparten varias características, lo cual ha ocasionado muchas confusiones al momento de su diagnóstico.

Las dos se comienzan cuando las bacterias atraviesan las capas de la piel y comienzan a invadir e infectar la zona de los tejidos.

En la erisipela, al igual que en la infección de celulitis, las bacterias aprovechan cualquier lesión o corte en la superficie de la piel para penetrar, expandirse e infectar el área.Sarpullido en los Brazos

¿Cuál es la diferencia entre la erisipela y la celulitis?

La gran diferencia entre la erisipela y la celulitis es el lugar donde se aloja la bacteria y causa la infección.

En el caso de la erisipela, la infección se da en las capas más cercanas al exterior, afectando la epidermis y la capa más superficial de la dermis. Se presenta como una quemadura, muy visible.

En cambio, la celulitis es una infección más profunda, en la que son infectados los tejidos grasosos de la hipodermis y la parte más profunda de la dermis.

En cambio, la celulitis es una infección más profunda, en la que resultan infectados los tejidos grasos de la hipodermis y la capa profunda de la dermis.

Celulitis
Bacterias y gérmenes

Síntomas

La erisipela presenta enrojecimiento de la piel, calor local, ardor y dolor intenso e hinchazón del lugar afectado. Vemos con respecto a estos síntomas que la erisipela también se asemeja mucho a la celulitis infecciosa.

Cuando se presenta un cuadro de erisipela, se pueden observar leves protuberancias en la piel con bordes bien definidos de manera que es fácil demarcar la zona donde se está produciendo la infección. Podemos saber donde está la piel enferma y donde comienza la piel sana.

La celulitis, por el contrario, como los tejidos afectados son más profundos, no se pueden observar las señales propias de la infección en la superficie de la piel, solo sus efectos como los que señalamos antes (hinchazón, enrojecimiento, área caliente), pero no es posible saber exactamente dónde comienza y dónde termina la infección.

Celulitis
Enrojecimiento

En este punto es conveniente destacar la importancia de la higiene y el cuidado que debemos dar a nuestra y procurar evitar lesionarnos, pues estamos rodeados de un entorno repleto de hongos, gérmenes y bacterias, prestos a infectarnos y, aunque contamos con la piel que es nuestro órgano protector, a veces éste también en ciertas circunstancias es vulnerable.

Cada vez que nos hacemos una herida o lesión quedamos expuestos a toda una serie de bacterias que atacan nuestro organismo y aunque nuestra piel está diseñada justamente para protegernos de bacterias y microorganismos, a veces no se le da el cuidado debido para que pueda seguir cumpliendo cabalmente con su función.

(Visited 372 times, 1 visits today)

Deja un comentario