Liquen plano pilar: causas, síntomas, tratamiento y más

El liquen plano pilar (LPP) es una anomalía inflamatoria poco habitual del cuero cabelludo que se caracteriza por presentar eritema perifolicular, hiperqueratosis folicular y pérdida invariada del cabello. La LPP es una variante folicular de liquen plano consagrada en las tipologías patológicas compartidas y la habitual coexistencia de hallazgos clínicos de estas anomalías.

LPP se divide en tres variantes clínicas:

  • LPP clásico
  • Alopecia fibrosa frontal (FFA)
  • Síndrome de Graham-Little-Piccardi-Lasseur (síndrome de Graham-Little, GLPLS)

Causas del liquen plano pilar

Se desconocen las causas principales del liquen plano pilar, pero puede estar relacionado al sistema inmunitario del cuerpo. Los linfocitos T, un arquetipo de glóbulos blancos, están vinculados, no obstante el catalizador es un misterio. El cabello no posee barrera protectora del sistema inmunitario. El sistema inmunitario comienza a agredir el folículo piloso. Los planos pilares del liquen y el liquen  no son contagiosos. (Ver Artículo: Ictiosis Arlequín)

Síntomas

Los planos pilares del liquen ocasionan habitualmente picazón en el cuero cabelludo. La corona y el vértice (parte superior del cuero cabelludo) son los más comúnmente perturbados,  y los síntomas del dolor, la quema y la sensibilidad del cuero cabelludo en ocasiones pueden identificarse. Paulatinamente las zonas donde se cae el cabello se puede observar. El liquen además puede afectar la piel, la boca, los genitales y las uñas.

Tratamiento

El liquen Plano pilar puede tratarse , aunque las tasas de éxito pueden ser muy variable. Desgraciadamente, no hay un solo tratamiento efectivo probado para esta condición y a pesar de probar muchos medicamentos algunas personas no responden.

El liquen plano pilar suele ser tratado con medicación tópica, como cremas y geles, y además por vía oral con tabletas, y las mediciones de sanación pueden ser muy diversas. Desgraciadamente, no existe un tratamiento eficaz comprobado para este caso y algunas personas no obtienen resultados luego de tratar con varios remedios. Algunos pacientes optan no tener ningún tratamiento.

Es probable que requiera plantear todas las inquietudes con su médico de confianza, familia o amigos antes de optar por alguna terapia. Los tratamientos para la piel pueden incluir: Preparaciones de corticoesteroides tópicos.

Compendios medicinales a base de esteroides (p. ej. lociones, geles o mousses) puede coadyuvar a zonas específicas de la piel afectada. Debe procurar revisar la dosis establecida de esteroides en las zonas perturbadas, con el objetivo de solventar cualquier afectación.

La piel del cuero cabelludo es más resistente y conlleva mejor la administración de esteroides que la sensible piel delicada, que se halla en la cara y alrededor de los ojos. Los esteroides suelen reducir el grosor de la piel si se usa de mala manera. Los combinados de esteroides aplacan la picazón y además puede subyugar la erupción cutánea.

Las inyecciones de esteroides en la zona perturbada (conocido como ‘ esteroides intralesionales ‘) suele ser una terapia satisfactoria para una zona pequeña; no obstante, las inyecciones de esteroides son a diario dolorosas o incómodas, y tiene un gran alcance de producir secuelas fatales como adelgazamiento de la piel (atrofia) o hoyuelos de la piel. (Para más información, consulte el prospecto de información del paciente sobre terapia con esteroides).

Cremas y ungüentos de inhibidor de calcineurina tópica. Aunque no suelen estar destinados para el liquen plano pilar, estos tratamientos tópicos pueden ocasionar inflamación. No tienen el poder de causar adelgazamiento de la piel como visto con esteroides tópicos. Los efectos secundarios incluyen picadura en la aplicación inicial (esto habitualmente mejora con el tiempo). Exposición excesiva al sol, y tomar el sol  se deben evitar las tumbonas durante el uso de este tratamiento.

Corticosteroides. Una pequeña cantidad de tabletas de esteroides puede subyugar ágilmente la inflamación en casos crónicos, con la posibilidad de frenar la pérdida de cabello. No obstante sítomas específicos como presión arterial alta, diabetes, osteoporosis y peso determinan su efecto en un amplio límite de beneficios. Algunas veces, los esteroides se aplican como un previo para luego continuar con una terapia más eficaz (para información del paciente, consulte el prospecto sobre el tratamiento oral con corticosteroides).

Hidroxicloroquina de baja dosis. Aunque es lento para empezar a trabajar, este fármaco puede ser muy útil en el tratamiento del liquen plano pilar. Por lo general, un ensayo mínimo de 4-6 meses es necesario para ver si el fármaco es seguro. Si es útil puede ser continuo durante más tiempo hasta que la afección entra en remisión. No es cierto cómo funciona la droga para detener la pérdida de cabello.

Muy raramente, la hidroxicloroquina puede dañar la retina (la capa de células en la parte posterior del ojo que detecta la luz y le permite ver) particularmente en aquellos que requieren tratamiento para más de 5 años. El riesgo de esto se advierte habitualmente manteniendo la dosis baja, y limitar la duración total del tiempo en este tratamiento.

Al tiempo que esté consumiendo se pueden sugerir análisis oculares anuales con hidroxicloroquina (ver paciente Folleto informativo sobre la hidroxicloroquina para más información). Las medician actán como inmunosupresoras. Se utilizan diversas tabletas para tratar el liquen plano pilar obviando el sistema inmunitario, con cierta seguridad.

Son más efectivos que ingerir durante mucho tiempo esteroides, pero sin afectaciones opuestas y, por lo tanto, demandan u seguimineto exahustivo, con análisis de sangre regulares.

el lupus es cancer

No se recomienda que las mujeres salgan embarazadas mientras esté en estos medicamentos. Los fármacos inmunosupresores incluyen azathioprine, ciclosporina, metotrexato y micofenolato mofetilo (por favor, Consulte los folletos de información del paciente pertinentes para obtener más información). Fármacos biológicos (fármacos antiinflamatorios diseñados para parecerse a las moléculas). Estos no se han hallado para ser útil en esta condición todavía.

Cuando las personas presentan pérdida de cabello abundante del liquen plano pilar opta por usar una peluca o hairpiece. Estos se pueden obtener por compras particulares o mediante la ayuda del NHS con prescripción de un consultor (aunque se requiere una contribución financiera).

La órtica del hospital local (Aparatos quirúrgicos) el departamento puede sugerir en la gama de pedazos del pelo disponibles en el NHS y recomendar proveedores locales. Usar un sombrero o una bufanda es otra forma de ocultar la pérdida de cabello.

El liquen plano pilar habitualmente se estabiliza fortuitamente y deja de empeorar. Una vez que ha permanecido estable durante varios años, puede ser posible las áreas permanentes de pérdida de cabello para ser removido o reducido en tamaño por una pequeña intervención. Su médico le puede hacer saber si puede ser adecuado para tal procedimiento, pero no está disponible en el NHS.

El trasplante capilar es otra opción que se puede considerar una vez que la condición se ha estabilizado, pero además no está disponible en el NHS y desgraciadamente no siempre es exitoso si la condición es reactiva.

Tratamiento natural

Es necesario considerar la alimentación, esta debe ser lo más limpia y sana posible.

Erradicando azúcares refinados, grasas de origen animal y alimentos basura o comida procesada.

Hay que incrementar la toma diaria del zumo de vegetales y frutas frescas, evitando mezclar frutas con verduras.

La toma del zumo de un limón diluido en medio vaso de agua tibia en ayunas, o la toma de un diente de ajo crudo en ayunas.

Hay que evitar fumar, beber alcohol e irritantes.

Para aliviar los picores, se puede aplicar polvo de habas sobre la parte afectada.

Tomar jugo de manzana fresco por las noches o de bayas de goji, al menos dos vasos, sin mezclar con comidas. Como último alimento y media hora antes de dormir.

El zumo de aloe vera además es muy recomendado. Se puede tomar con la comida en vez de agua o a media tarde.

Aplicar pomada de tepezcohuite en las zonas afectadas o gel de aloe vera (procurar que sea de calidad y 100% natural).

Venda la zona afectada si el picor es mucho.

Tomar un vaso de zumo fresco de zanahoria al día, la vitamina A ayudará a la cicatrización efectiva y adecuada de las lesiones.

Aplica compresas de té verde sobre la zona afectada.

En el cuero cabelludo

En el cuero cabelludo, el liquen folicular en declive inicia con una etapa bastante fugaz de pápulas con un color lila típico (asociado con eritema, prurito y descamación) seguido de queratosis folicular ( liquen folicular ) y más tarde por atrofia cicatricial con pérdida definitiva de cabello ( liquen decalvante folicular ). La sintomatología subjetiva está simbolizada por la picazón, a menudo intensa. La prueba de tracción muestra pérdida de cabello en anágeno. (Ver Artículo: Tratamiento para el Liquen Plano)

Tratamiento natural

La medicina herbaria además ofrece una diversidad de remedios naturales que actúan primariamente como agentes eudérmicos, antiinflamatorios y reguladores del sebo.

Ahora examinaremos dos modelos de productos herbales: el primer remedio debe tomarse por vía tópica, por lo tanto, debe aplicarse directamente en el área de la piel afectada por las manifestaciones de dermatitis seborreica; mientras que el segundo remedio natural (opérculo) efectúa su acción a nivel sistémico y, por lo tanto, debe tomarse oralmente para contrarrestar la perturbación desde el interior, brindando, al mismo tiempo, un apoyo a la terapia natural por vía tópica.

Pomada Natural

Los ingredientes principales de un ungüento oleaginoso natural con propiedades flameantes, emolientes y reepitelizantes se muestran a continuación.

Aceite de borraja (Borago officinalis): aplicado localmente, el aceite de borraja “revive” la piel dañada, gracias a la presencia de ácido linoleico y gamma linolénico. El fitocomplejo es útil en afectaciones cutáneas en general, esencialmente en manifestaciones alérgicas; además es adecuado para formulaciones destinadas a apaciguar el prurito derivado de la dermatitis seborreica.

Por la misma razón, el aceite de borraja se podría suplantar por aceite de almendras dulces (Prunus dulcis), con propiedades anti-inflamatorias y calmantes, o con aceite esencial de Melaleuca (Melaleuca leucodendor, de la cual obtenemos el mejor aceite de árbol de té conocido (o aceite de Cajeput), con actividades antisépticas y vigorizantes. El aceite esencial contiene pineno, cineol y terpineol, y aceite de niaouli.

Echinacea (Echinacea pallida): es un inmunoestimulante de drogas por excelencia, gracias a la cuantiosa cantidad de equinacósido y agregados de derivación fenil-propanoidica (ácido cafeico, ácido quínico, ácido cinámico). La equinácea además es conocida por sus propiedades antibacterianas y antimicrobianas producidas por los terpenos, moléculas con bajo peso molecular. Se usa en cremas y ungüentos para trastornos de la piel, como la psoriasis y la dermatitis seborreica.

Incienso: se origina de plantas pertenecientes al género Boswellia. Aunque el uso del incienso se busca sobre todo para los cultos religiosos, la droga además tiene atributos antimicrobianos, estimulantes y revitalizantes. Además, se usa como agente curativo e inmunoestimulante, mejorando las actividades expresadas por la equinácea: en este sentido, es un excelente remedio natural contra la dermatitis seborreica.

Hierba de San Juan (Hypericum perforatum) si la equinácea es el distintivo de fármacos inmunoestimulantes, la ” Hierba de San Juan es el símbolo de los fármacos para trabajar la curación – vulnerario. En específico, las antraquinonas presentes (que no tienen actividad laxante, a diferencia de todas las plantas de antraquinona) impulsan la actividad curativa (hipericina), mientras que los flavonoides reparan el daño en la piel y los taninos expresan actividad antiséptica en sinergia con las antraquinonas.

En las cejas

La alopecia de cejas es un problema muy habitual que puede originar un trastorno estético relevante. La pérdida de pelo en esta zona de la cara puede provocarse por causas muy variadas, desde el propio envejecimiento, hasta enfermedades como la alopecia areata, el liquen plano pilar, la alopecia frontal fibrosante, la dermatitis atópica o el hipotiroidismo, entre otras. Inclusive la toma de determinados fármacos puede originar caída capilar en las cejas.

A diario se trata de un caso cuya revisión es compleja, y hasta ahora no se presentaban muchas variedades terapéuticas. El uso de latanoprost en gel, una medicina correspondiente a las prostaglandinas, suele emplearse en ciertos casos y garantizar una recuperación satisfactoria en pacientes, con una variante de satisfacción.

¿Qué hacer ante la pérdida de pelo en las cejas?

Es básico en una alopecia de cejas estar seguro del dictamen de la afectación, ya que la terapia variará de acuerdo al avance que genere la pérdida capilar. Las causas más comunes son el envejecimiento y la alopecia areata, y en estos momentos el trato con latanoprost en gel suele ser más eficiente.

Si la causa de la alopecia de cejas es por otra enfermedad, estaría acertado realizar un tratamiento específico, ya sea con minoxidil tópico, con antiinflamatorios o inmunomoduladores tópicos, con tratamiento con corticoides infiltrados a baja concentración, o solucionando la posible modificación de hormonas tiroideas en el caso del hipotiroidismo. Por ello es esencial antes de iniciar cualquier tratamiento obtener un adecuado dictamen del tipo de alopecia de cejas por parte del dermatólogo.

¿Qué es el latanoprost?

Latanoprost es un análogo de la prostaglandina F2-alfa utilizado por los oftalmólogos en forma de colirio para el tratamiento del glaucoma, dada su capacidad de subyugar la presión intraocular. Como efecto añadido, se ha apreciado el crecimiento de cejas y pestañas con este producto, lo que ha hecho que se use para el tratamiento de determinadas formas de alopecia, como la alopecia de cejas, pestañas y recientemente, se hayan editado los primeros estudios de su utilización para la alopecia androgenética en el cuero cabelludo.

¿Cuál es su efectividad y seguridad en el tratamiento de la alopecia de cejas?

Al presntarse una nueva terapia, no hay análisis equiparantes que tasen la eficiencia en los casos de la alopecia de cejas. No obstante, la evaluación médica nos indica que funciona en algunos pacientes, al tanto que en otros no se divisarán relaciones. En cuanto a las oposiciones, se trata de una terapia confiable, habiéndose descrito sólo en algunos casos síntomas de irritación o leve pigmentación de la zona tratada.

¿Cuál sería su papel en el tratamiento de la alopecia de cejas?

Debido a la complicación al tratar la pérdida de pelo en las cejas, el tener una novedosa terapia alternativa que pueda ser aplicada se recibe con buen gusto. La aplicación de latanoprost en gel podría emplearse como terapia alternativa en algunos casos de alopecia de cejas idiopática, por alopecia areata o incluso en algunas formas iniciales de liquen plano pilar.

Se trata de otra opción terapéutica segura y de gran comodidad para el paciente (el paciente tiene la facilidad de usar el tratamiento noche tras noche en donde este viva). En los casos en los que presenta efectividad, el crecimiento de pelo se observa a los 2-3 meses de iniciar el tratamiento. Esta es una buena opciónn antes de requerir tratamientos más fuertes para la alopecia de cejas, como la micropigmentación (tatuaje) o el trasplante capilar.

Se suele indicar que la alopecia de cejas es una anomalía que requiere tratamiento complejo. Se requiere un dictámen que reseñe el tipo de alopecia que está ocasionando la pérdida capilar en las cejas, puesto que la terapia particular es distinta. El latanoprost en gel es una moderna técnica que es de gran ayuda, teniendo un alto rendimiento y confort para el paciente.

Histología

El liquen plano pilar (LPP) es una variable cutánea extraña de liquen plano que se focaliza en los folículos pilosos. Puede actuar solo o vinculados a arquetipos más comunes de liquen plano, habitualmente con el tipo clásico y/o con el liquen plano oral. Su procedencia es un enigma. El LPP es más común en mujeres y se desarrolla en la etapa adulta, han habido casos particulares en la niñez. Los pacientes presentan inflamación peri folicular y pérdida de cabello.

Suelen generar molestias o pruritos y lesiones sin síntomas. La zona más perturbada es el cuero cabelludo, aunque puede afectarse cualquier zona de piel pilosa, como por ejemplo, la zona púbica o las axilas. En los alrededores de las zonas afectadas suelen presentarse eritema y descamación perifolicular.

Con regularidad se advierten zonas de alopecia cicatricial con ausencia de orificios foliculares. Se subdividen dos variables añadidas de LPP: la alopecia frontal fibrosante (AFF) y el síndrome de Lassueur-Graham-Little (ver términos). En la AFF se advierte ausencia de simetría en la línea anterior de implantación del cabello de evolución progresiva, coligada a una alopecia de las cejas.

El síndrome de Lassueur-Graham-Little constituye una combinación de liquen plano folicular del cuero cabelludo con queratosis folicular y alopecia no cicatricial en las axilas y el pubis. Su etiología es desconocida, pero se considera que el LPP correspondería a un trastorno autoinmune en el que los linfocitos T atacan y destruyen queratinocitos que expresan unos antígenos diana desconocidos.

Los factores de reacción suelen ser fármacos, alergénos de contacto o agentes infecciosos. El diagnóstico se guía por análisis médicos e histopatológicos. La biopsia de una lesión inflamatoria muestra un infiltrado linfoide perifolicular en banda en el istmo e infundíbulo folicular. Puede observarse una vacuolización de la capa basal y obstrucción folicular.

En erosiones más avanzadas, se origina una fibrosis perifolicular y la destrucción de los folículos pilosos. El dictamen se asevera en las etapas subsiguientes cuando se desinflama. El diagnóstico diferenciado incluye: el lupus eritematoso discoide (LED), la foliculitis decalvante, el penfigoide de las membranas mucosas (ver términos), la dermatitis seborreica, la alopecia areata, y la alopecia cicatricial central centrífuga. No se conoce terapia de largo alcance propia para el LPP.

Los tratamientos de ahora buscan como objetivo detener la progresión de la pérdida de cabello y disminuir los síntomas. La base del tratamiento son los corticosteroides orales, tópicos e intralesionales. Por desgracia, las recurrencias son frecuentes. Otras iniciativas terapéuticas incluyen: hidroxicloroquina, ciclosporina y metotrexato. El LPP puede prosperar tanto de forma rápida como lenta. Algunos casos se resuelven espontáneamente, mientras que otros pueden presentar una evolución progresiva.

Liquen plano pilar: el misterioso mundo de las alopecias cicatriciales

Las alopecias cicatriciales son un conglomerado de desórdenes que cursan con pérdida de cabello que se caracterizan por una destrucción permanente de los folículos pilosos, y mientras que el principal hallazgo clínico es la pérdida del orificio folicular visible en una zona de aspecto cicatricial, el signo histológico predominante consta en el reemplazo de las estructuras foliculares por tejido fibroso.

La alopecia cicatricial puede ser secuela de traumatismos (quemaduras, radiación, heridas), procesos infiltrativos (sarcoidosis, carcinomas) o infecciones (dermatofitos). En estos casos el pobre folículo no es más que un espectador inocente que se ve perturbado ante un daño global del cuero cabelludo, y en estos casos la alopecia es un fenómeno secundario (hablamos de alopecia cicatricial secundaria).

Pero por oposición, existen las alopecias cicatriciales primarias, como un grupo de patologías poco habituales en las que el folículo es el principal objetivo de una inflamación destructiva que tiene como secuela la pérdida de cabello irreversible, y de eso es de lo que hablaremos hoy.

En el año 2001 la North American Hair Research Society (NAHRS) desarrolló una clasificación de trabajo que permitiera englobar a todas estas patologías, dividiéndolas en subgrupos en función del tipo de infiltrado inflamatorio predominante en las biopsias estudiadas.

LECC= lupus eritematoso cutáneo crónico

LPP= liquen plano pilar

AFF= alopecia frontal fibrosante

SGL= Sdr. Graham-Little

ACCC= alopecia cicatricial centrífuga central

AM= alopecia mucinosa

PB= pseudopelada de Brocq

QFED= queratosis folicularis espinulosa decalvans

AQ= acné queloideo

AN= acné necrótico

DEP= dermatosis erosiva pustulosa

CD/F= celulitis disecante/ foliculitis

FD= foliculitis decalvans

Pero regresando a la noticia actual y luego de efectuar una biopsia (exploración prioritaria en todos los casos de alopecia cicatricial primaria), Lourdes se quedó con el diagnóstico de liquen plano pilar (o liquen plano folicular, o liquen planopilaris). El LPP es más característico en mujeres que en hombres y la ruta médica suele ser incidental o más “agresiva”, con descubrimiento de zonas de alopecia parcial con eritema folicular asociado, hiperqueratosis folicular y cicatrización.

La sintomatología es variada (dolor, prurito, o inclusive de lesiones sin molestias) y puede calificarse en el cuadro de un liquen plano cutáneo, en algunos casos lo hace de manera solitaria. El síndrome de Graham-Little-Picardi-Lassuer es característico de alopecia cicatricial multifocal en cuero cabelludo + alopecia no cicatricial en axilas y/o ingles + pápulas liquenoides queratósicas foliculares.

Por otra parte, la entidad denominada alopecia frontal fibrosante (AFP) es una situación que afecta sobre todo a mujeres postmenopáusicas con lesiones semejantes pero típicamente en el margen de inserción fronto-temporal y cejas.

¿Y cuáles son los últimos adelantos en técnicas diagnósticas para las alopecias cicatriciales primarias?

Tricoscopia (dermatoscopia). La pérdida del orificio folicular puede no ser siempre visible clínicamente y en estos casos la tricoscopia puede auxiliar (elementalmente usando el dermatoscopio). Además puede ser de ayuda para valorar los mecanismos de actividad de la enfermedad. De forma concreta en el LPP el descubrimiento más predominante es la descamación perifolicular, puntos blancos y una reducción en los orificios foliculares.  (Ver Artículo:Lupus Eritematoso Cutáneo)

Examen histológico. Como hemos comentado, la realización de una biopsia es prioritaria en todos los casos de ACP que sea posible, pero no siempre es sencilla de interpretar.

Las biopsias deben realizarse de las zonas proactivas, y la data de registro del estudio de las secciones verticales es limitada en el caso de trastornos del folículo. En cuanto a las secciones tranversales exploran caracteres cualitativos y cuantitativos, ya que también tiene limitantes. Por esta razón, se ha recoemndado realizar dos biopsias (una para cortes transversales y el otro para cortes verticales).

Eso no es bien recibido por la mayoría de los pacientes. Pero hace poco se ha develado la “técnica HoVert”, una forma de analizar estas biopsias y que suministra secciones verticales y horizontales a partir de una sola biopsia. Ingenioso, ¿eh?. Para finalizar en las biopsias de ACP deberán analizarse presencia de microbios (bacterias y dermatofitos), especialmente cuando estemos ante infiltrados neutrofílicos.

Además de la tinción convencional con hematoxilina-eosina, otras tinciones como las de elásticas de Van Gieson, azul Alcian y PAS pueden ser oportunas.

(Visited 275 times, 1 visits today)

Deja un comentario