Lunares Rojos: Causas, Tratamiento, en Bebés y mucho más

Los lunares rojos, no son considerados peligrosos pero muchas personas quieren deshacerse de ellos, debido a que les resulta antiestético, cabe mencionar que como todo en la vida, el exceso es malo, y en el caso de lunares pues puede resultar ser algo peligroso, debido a ello es que hay que tomar en cuenta ciertas características que pueden alertar de algo más grave.

Lunares Rojos

Lunares Rojos

Los lunares rojos por lo general presentan una coloración rojiza tipo carmesí, incluso en algunas oportunidades, tiene un tanto de relieve, y se manifiestan a partir de toda la zona del cuello, asimismo, sobre el pecho y también en la espalda.

Muchas veces estas pequeñas manchitas rojizas, tienden a alarmar en el momento que se manifiestan de forma improvisa en la superficie de la piel. Cabe mencionar que no duelen, no obstante, si representan algo anti estético en ocasiones.

Muchas personas se preguntaran a ¿qué se debe su aparición?, será ¿algo relacionado a la dieta? O ¿se trata de una enfermedad?; pues bien primero que nada se tiene que tomar en cuenta que no se refiere a algo que sea peligroso o grave, no obstante, si se debe de ir poco a poco manejándolo. Respondamos entonces a la siguiente interrogante:

¿A qué se Deben los Lunares Rojos?

Para ciertos individuos les pareciera ser un toque atractivo los lunares rojos en la superficie de su piel. Pero la gran parte de los casos son variaciones que se deben observar y controlar.

En cuanto al nombre científico que se le da a los lunares rojos es (nevus rubi, angioma e incluso, nevus cherry); estos lunares rojos, además son conocidos popularmente como lunares de sangre, debido a su mismo color.

Los lunares rojos tienden a manifestarse en personas cuya piel es blanca, o en personas con edad media. Como ya se mencionó, no tienen por qué verlos como algo peligroso; pero si llegan a manifestarse de repente y en cantidades grandes, deben encenderse las alarmas.

Entonces allí sí que hay que acudir a un especialista, debido a que probablemente se esté padeciendo de una alteración ocurrida en el organismo.

Los médicos especialistas, lo relacionan con que se están presentando dificultades a nivel hepático, lo que quiere decir, a unos reducidos desordenes que se presenta en el hígado. además se puede ver relacionado a una dieta inadecuada, a razón de haber acumulado grandes cantidades de toxinas, tanto en el intestino como en el hígado.

Lunares Rojos

Su comienzo ese encuentra en un desarrollo anormal perteneciente a unos vasos sanguíneos pequeños. Presentan además unas medidas que van desde 1 milímetro hasta los 4 milímetros y se logran visualizar en partes del cuerpo como en los talones, de igual modo en las axilas, también en las áreas íntimas.

Aparte que puede manifestarse en el pecho y espalda y de hecho en las extremidades (brazos y piernas). Aquellos lunares que son rojos y que llegan a producirse en la cara, así como las manos y otras zonas que se hallan expuestas y que no se tiende a cubrir con ropa, entonces es allí que estos lunares rojos podrían llegar debido al sol.

Cuando estos lunares presentan unos bordes, y unas texturas a las cuales se debe estar muy pendiente. Asimismo, se tiene que asistir al especialista si dichos lunares llegan a medir más de los 6 milímetros, se visualizan rugosos además de irregulares.

Cabe mencionar, que a los bebes y a los niños en general, se les pueden llegar a manifestar estos lunares rojos, y más a los que presentan una tonalidad de su piel clarita, de igual modo, se tiene que ir visualizando por cualquiera eventualidad con estos lunares y para mantenerlos bajo control.

En varias oportunidades estos lunares suelen ser hereditarios. Y además se pueden reflejar en casos de mujeres que presentan ciertos desordenes pequeños a nivel hormonal.

Causas

La causa más común que se puede dar para estos lunares rojos, es el envejecimiento de la piel. A razón de ello, es que no tendrían problema alguno si las personas llegan a presentar en edades comprendidas entre los cuarenta y los cuarenta y cinco años de edad, pues en estos casos se considera normal.

En este mismo aspecto, lo que es el hábito de vida tiende a influir en su manifestación, entre ellos se podría mencionar la alimentación, así como la falta del cuidado diario para protegerse del sol). De esta forma, se pueden considerar las siguientes causas que son:

  • Deshidratación.
  • Trastornos de tipo hepáticos.
  • Cambios a nivel hormonal.
  • Sobre exposición a los rayos del sol (UVA y UVB).
  • Dieta alta en grasas saturadas, así como de azúcares y de aquellos alimentos procesados, en concordancia con una hidratación escasa.

Tratamiento para los Lunares Rojos

A razón de que los lunares rojos no tienden a generar ningún tipo de signo o síntoma que sea fastidioso y molesto o cierta variación, no se consideraría que requiera de algún tratamiento médico específico.

Ahora bien, si estos lunares rojos ya comienzan a generar algún tipo de molestia o incomodidad, adicional de la parte estética en la salud, entonces es allí donde el especialista indicara cual será el proceso a seguir considerando el caso para que sea oportuno y adecuado.

Los especialistas no suelen recomendar ningún tipo de alternativas adicionales para estos casos, ni mucho menos aquellos mecanismos utilizados que no obedecen con la certificación a nivel profesional de dicha especialidad.

Entre los procedimientos médicos que se suelen seguir, como parte de un tratamiento para los lunares rojos se encuentran los siguientes:

  • Extirpación Quirúrgica: este se lleva a cabo en casos donde hay lunares grandes y profundos especialmente. Para ello se efectúa una pequeña escisión sobre la superficie de la piel, luego se procede a extraer el lunar, y después se cose la zona donde estaba el lunar rojo. Puede llegar a ser doloroso y tiende a dejar una pequeña cicatriz.
  • Láser: este por su parte es otro procedimiento para deshacerse en su totalidad los lunares. Es un método rápido y, de manera global, llega a ser mucho menos doloroso que en el caso de la extirpación quirúrgica.
  • Crioterapia: se emplea en este caso nitrógeno líquido para poder así poder congelar el lunar rojo y después, lo que se hace es proceder a la extracción, así como se realiza en el caso de las verrugas.

Aun cuando sean eliminados los lunares rojos con cualquiera de los procedimientos antes mencionados, esto no quiere decir, que no podría reaparecer en otra área del cuerpo en otro momento. Debido a ello, es que se requiere de llevar un control a nivel dermatológico, aunque sea anual.

Tratamiento Casero

Aun cuando hay ciertas maneras de conseguir que se manifiesten lunares rojos con modo de prevención, luego una vez que ya se encuentran presentes, lo que hay que hacer es tratar de superarlo y vivir con ello, o asimismo buscar la manera de deshacerse de los mismos.

Aquí se presentan algunos de los remedios caseros y además natural, para conseguir eliminar los antiestéticos lunares rojos:

  • Aceite de Ricino: se tiene que empapar bastante bien un pedazo de algodón con aceite de ricino y luego se debe de usarlo exactamente sobre el lunar rojo. Cubre dicho algodón o gasa y sujétalo presionado a su piel con una tira de cinta adhesiva o asimismo, micropore, y después se tiene que dejar que haga su función un día completo. Aproximadamente esto se tiene que hacer una vez a la semana.
  • Ajo: únicamente se debe de emplear todos los días un trozo de ajo encima del lunar rojo. Del mismo modo que se hace con el aceite de recino, se tiene que sujetar a la piel el ajo con una pequeña bandita y dejar que actué sobre el lunar. Se debe de cambia el trozo de ajo por lo menos unas dos veces en el día y se lleva a cabo este proceso hasta que ya el lunar rojo haya desaparecido.
  • Vinagre de manzana: para la utilización del vinagre se utiliza una venda y se moja en él, que quede medio empapado y se usa en el área donde se halla el lunar. Esto se debe hacer al menos unas dos a tres veces en el día mediante el trascurso de tres semanas y asimismo notaras los resultados.

  • Jugo de manzana agria: debes de sacar el zumo de la manzana, se puede hacer ello con un extractor, o si no, entonces se puede triturar la fruta para que de esa manera suelte el líquido.

Después de esto, cabe mencionar que hay que tener las manos bien limpias, se utiliza ese jugo directamente sobre el lunar rojo, esto se debe llevar a cabo unas tres veces al día, por más o menos unas tres semanas.

Cabe mencionar, que este procedimiento es algo lento como parte de un tratamiento y debes saber asimismo que el lunar empieza a desaparecer es poco a poco, pero al final de todo si logra desaparecerlo.

Tratamiento Natural

En lo que respecta al tratamiento natural empleado en los lunares rojos, se puede incluso conseguir deshacerse de ellos con alternativas más sencillas, y asimismo, indoloras, para ello se pueden conseguir preparaciones de cremas preparadas en casas, así como pastas o ungüentos con productos naturales.

El beneficio de los tratamientos naturales, es que aparte de ser en cierta manera más económico, consiguen asimismo tener buenos resultados, no obstante, no se aconseja que utilicen tales tratamientos para eliminar los lunares rojos que se hallan en el rostro que sea muy agresivo, sin la certificación precedente de un doctor especialista.

El eliminar los lunares rojos de manera convencional y tradicional, llega a ser bastante seguro y asimismo, bastante rápido, lo malo es que si es algo costoso, y en parte de los casos de igual forma llegan igualmente dejar ciertas marcas y cicatrices deseadas en la superficie de la piel.

Si ya después de haber asistido a una revisión con el dermatólogo (especialista en los problemas de la piel), se ha corroborado de que los lunares rojos que tienes no representan ningún tipo de signo que establezca en el futuro un problema aun mayor, como por ejemplo un cáncer, entonces allí se consideraría empezar un tratamiento natural para buscar deshacerse de el con facilidad.

Cabe mencionar que aun cuando la alternativa natural resulte económica, esta no se puede emplear para todo tipo de lunares. Entre la manera natural de eliminar los lunares de sangre, tenemos los siguientes:

La Miel

lunares-rojos

En lo que respecta a la disminución de la pigmentación que se genera en los lunares rojos, y con ello ayudar a deshacerse de la aparición de este sobre la superficie de la piel, la miel es el propicio para ello, debido a que es un excelente tratamiento natural y sirve para varias cosas, patologías, lesiones, además de y lograr resultados muy favorables para la salud en general.

Sus incalculables propiedades consiguen múltiples beneficios para nuestra piel, dejando a la piel libre del lunar rojo antiestético y dejando la piel con una textura suave. A la hora de conseguir perfectos resultados, lo principal es que dicha miel tiene que ser adquirida de forma natural y estar 100% pura.

Lo que significa que tiene que estar libre de conservantes artificiales, debido a que de esta manera es que se lograran los resultados beneficiosos esperados. Para conseguir dichos resultados en la piel, y que los lunares rojos sean eliminados totalmente se debe hacer lo siguiente:

  • Se tiene que usar una pequeña cantidad de la miel encima del área donde se hallan los lunares rojos.
  • Después se debe cubrir la zona mediante una gasa para impedir que esta gotee.

Para obtener mejores resultados, se debe realizar el mismo procedimiento unas dos veces por día, ya sea una por la mañana y la otra por la noche antes de ir a dormir.

El Jugo de Piña

Cabe mencionar, que el jugo de piña suele ser, una gran elección si lo que se quiere es deshacer de los lunares rojos manifestados en la superficie de la piel, debido a que colabora en la reducción de su pigmentación y consigue a través de su ácido cítrico, que tales vayan poco a poco desapareciendo.

Aun cuando el jugo de piña se puede encontrar en tiendas, comprarlo no es lo mejor; preferiblemente hay que procesarlo nosotros mismos en una licuadora para conseguir extraer su jugo de forma más natural que este mucho más fresco, con la intensión de que se obtenga mayor porcentaje de concentración del ácido cítrico de la fruta.

Cabe recalcar que para los lunares que se hallen en la zona del rostro, no se pueden implementar tratamientos naturales agresivos, ya que por lo general se cuida y protege estas área. Para llevar a cabo el proceso de eliminación de los lunares del cuerpo con el jugo de piña se debe hacer lo siguiente:

lunares-rojos

  • Se tiene que remojar el hisopo o asimismo, se puede implementar un poco de algodón, dentro del jugo de piña hasta que logre estar totalmente empapado.
  • Luego se procede a su aplicación encima del lunar del cual se quiere deshacer.
  • Permite que se seque con el aire libre sin proceder a enjuagar.
  • Se debe de repetir tal procedimiento por lo menos unas dos veces por día y muy importante es que se deje actuar mediante algunas horas.

Si no tienes al alcance una piña fresca, puedes llegar a suplir con limón, o quizás también con una manzana verde o incluso, con toronja, debido a que estas son frutas cítricas.

El Aloe Vera

Debido a los beneficios que se consiguen en el aloe vera que son cicatrizantes en la aplicación de la superficie de la piel. Resulta un efectivo tratamiento natural y efectivo, y en beneficio pues no es tan agresivo como otros productos a la hora de eliminar los lunares rojos.

A través de sus propiedades y beneficios naturales, en particular el aloe vera, que también es conocido como sábila, va ir reduciendo la pigmentación de los lunares rojos sin dar origen a ningún tipo de lesión a nivel cutánea.

  • Se tiene que extraer de la hoja de la sábila un poco de gel.
  • Este gel debe ser aplicado sobre la zona donde se halla el lunar que quieres desaparecer.
  • Se tiene que sellar el aloe vera, a través de una cinta adhesiva, consiguiendo con ello que la superficie de la piel logre absorber cada una de las propiedades de dicha planta.

Aparte que la sábila consigue generar una sensación agradable sobre la piel, logra dejarla también muy fresca. Se tiene que tomar en cuenta que para lograr resultados se debe ser constante y realizar una y otra vez el mismo procedimiento las veces que se requiera.

Aun cuando cada uno de los remedios caseros, y todos los tratamientos naturales consiguen ser bastante eficaces para deshacerse de los lunares rojos que se manifiestan en la superficie de la piel, hay ciertas oportunidades en los cuales, los lunares no llegan a ser inofensivos, e inician presentando ciertas variantes en cuanto a su aspecto y forma.

lunares-rojos

Como ejemplo de ello; su asimetría, la tonalidad de clara a intensa, acrecentamiento en el volumen de su tamaño, y si se produce con ello picor o incluso, dolencia. Cuando llegues a notar algo que te parezca sospechoso en cualquiera de los lunares rojos que tengas en la piel, es necesario asistir a un especialista lo mas pronto posible para que este le evalué.

Aparte se tiene que tener sumo cuidado y precaución y tratar el empleo de todo tipo de remedio casero y más si este es agresivo, debido a que estos lunares rojos cancerígenos tienen que ser extraídos quirúrgicamente por un especialista que esté capacitado para dicho proceso.

¿Cómo Eliminarlos?

Numerosos individuos que poseen lunares rojos, asisten al doctor para deshacerse de ellos, simplemente por una cuestión de estética. Y es que en la gran parte de los casos estos lunares, no presentan un riesgo para la salud de las personas que los tienen, pues como ya se mencionó, casi siempre resultan inofensivos.

Únicamente cuando brotan de manera inesperada, o que lleguen a ser asimétricos, o que de hecho originen ciertas molestias, o se manifiesten en números bastante excesivos sobre la superficie de la piel, será requerido entonces que se asista a un especialista.

Y es que los nevus rubí, que es como científicamente se conocen a los lunares rojos; se refieren a unos angiomas de aspecto circular que se manifiestan, de manera asintomática (es decir, que no generan ningún síntoma), ocurrido por que los melanocitos llegan y se acumulan exactamente en el mismo punto de algún área de la superficie de la piel.

De manera global, los lunares de sangre, se manifiestan es en la zona a nivel superior del cuerpo, mayormente, en la cara, asimismo en el cuello, por toda la espalda o sobre el pecho y asimismo en brazos y axilas; no obstante, se consiguen presentar en otras partes como en las piernas. Tienden a ser de un pequeño tamaño y presentar una forma regular.

Cuando dichos lunares no llegan a manifestarse a partir del nacimiento, si no que en cambio, brotan de manera inesperada, y se hallan acompañados con algunas molestias, que pueden originar bastante preocupación.

En bebes

En el caso de los bebes, sus lunares rojos tienden a ser de nacimiento, estos son muy variados, y entre ellos se pueden encontrar los siguientes:

lunares-rojos

  • Los hemangiomas planos: estos son unas neoplasias que encierran vasos sanguíneos (lo cual tiene el nombre de neoplasias vasculares), presentan una coloración que va desde rojo a púrpura. Que con habitualidad, se observan en el rostro, pero que incluso se llegan a originar en cualquier parte de su cuerpo.
  • Los hemangiomas: estos en particular son un grupo de capilares (quiere decir pequeños vasos sanguíneos), que consiguen manifestarse, si no es en el momento de su nacimiento, aparecen unos pocos meses después de haber nacido.
  • Los nevos simples: estos son como una especie de parches pequeños de color rojo que se produce en la frente, también puede manifestarse en los párpados, del mismo modo en la nuca, en el labio a nivel superior del bebé y son producidos debido a una dilatación que se genera en los vasos sanguíneos.

Tales parches generalmente tienden a desvanecerse al cabo de pasar unos 18 meses de vida (año y medio de edad).

¿En la Cabeza?

Los lunares rojos que se suelen presentar en la cabeza, exactamente en el cuero cabelludo, tienden a desarrollarse con el nacimiento, son como unas manchas, generalmente es cuando el niño nace con cabello, no obstante en niños de poco cabello también pueden presentarse.

Se suelen reducir durante el crecimiento, y no se notan muy a menudo, a menos cuando se están peinando, de manera general, no suelen ser peligrosos, no obstante suelen haber algunos casos que están asociados con algo grave.

Lunares Rojos Que Pican

Un lunar que tiende a picar no debería considerarse algo malo, no obstante, son numerosas las razones que se encuentran sujetas a esta reacción, y por ello es que se debe de estar pendiente de los lunares rojos, y tomar en cuenta lo siguiente:

  • Dicha picazón llega ser a razón tanto de la sequedad como la irritación que se puede generar en la superficie de la piel.
  • Asimismo, debido a dificultades como ocurre en una dermatitis cutánea, cuya medio conduce a la manifestación de un picor que aparte de ser bastante intenso, se encuentra esparcido por todas partes del cuerpo.
  • Existen varias alergias que consiguen perturbar en gran cantidad lo que es la superficie de la piel, por motivo de la propia delicadeza de la misma.
  • Aun mucho más en el verano, las largas exposiciones que las personas suelen hacer al sol se convierten en el origen primordial del molesto síntoma del picor. Aparte por supuesto de que consigue estimular los brotes que se producen de melanomas.

  • Es muy preciso de que no se confunda este tipo de comezón frecuente con la popularmente conocida como queratosis seborreica. En particular esta, únicamente se manifiesta con el trascurrir del tiempo, y asimismo, en cuyas personas tienen ya una edad mucho más avanzada.

Pequeños

Los lunares rojos, tienden a manifestarse de forma imprevista en la superficie de la piel, y en cualquier parte del cuerpo, no duelen, pero suelen ser algo no atractivo. Los lunares pequeños, son unas diminutas protuberancias, a los cuales se les denomina como angioma, que tienden a presentarse en personas con la piel bastante blanca, y se manifiestan comúnmente a través de la edad.

Su origen se encuentra obedecido a un crecimiento un poco anormal de vasos sanguíneos pequeños. Poseen un tamaño que va desde 1 a 4 milímetros.

Grandes

Aun cuando se diga que dichos lunares no son considerados riesgosos, igual lo que se aconseja es que se asista a un doctor rápidamente, siempre que se produzcan en gran cantidad y de forma poco inusual. Asimismo, si tales angiomas se encuentran con tamaño superiores a los 6 milímetros, y se va poniendo cada vez más intenso, entonces es motivo de asistir a un especialista.

Ya que si son lunares rojos grandes, tienen un riesgo a que estos sangren, o si no, que produzcan alguna clase de molestia.

Los lunares rojos, se generan a raíz de que hay un crecimiento de un vaso sanguíneo en la superficie de la piel, que generalmente sucede frecuentemente con la edad, pero que tiene que ser observada cuando se desarrollan en números exagerados, debido a que tienden a ser signo de especificas condiciones de salud, por lo que es significativo que sean atendidas.

Si estos lunares rojos crecen de manera acelerada y asimismo, llegan a contar con unos bordes irregulares o presentan diversidad de colores allí mismo, es requerido entonces de que se asista a un médico dermatólogo para que este realice una examinación exhaustiva

Abultados

Los lunares que su nombre científico son denominados nevus o nevos; son en particular unos crecimientos pequeños a nivel cutáneo, que de forma natural suelen ser oscuros, que tienden a desplegarse mediante las células generadoras de pigmentos pertenecientes a la piel, (denominados con el nombre de melanocitos).

  • La gran parte de los individuos que poseen lunares, pero tienen la tendencia a producir lunares que son atípicos (como los lunares rojos), que en su gran parte son abultados es frecuentemente una cuestión de herencia familiar.
  • Se tienen que llevar a cabo biopsias en todo tipo de lunares, y mucho más si son lunares atípicos, y más si son lunares de sangre, asimismo, en aquellos en los cuales se ha venido generando un cambio bastante significativo para así llegar a anular potenciales melanomas.
  • La gran parte de los lunares rojos no son de tipo cancerosos (son benignos), asimismo, estos no tienden a necesitar de tratamiento, no obstante, aquellos que tienden a ser incómodos o que en cierta manera representan una inquietud a nivel estético, tienden a ser extirpados utilizando un bisturí, y bajo la administración de un anestésico local.

Los lunares rojos pueden llegar a variar de acuerdo a su tamaño; ya que pueden llegar a ser desde solo unos puntos pequeños, midiendo un poco más de 2,5 cm de diámetro, pero de forma regular, llegan a medir un poco menos de 1 cm de diámetro, y cabe mencionar, que llegan a ser menores a los 6 mm.

Gran parte de las personas poseen estos lunares de sangre y asimismo, la gran parte de ellos pueden presentarlos en una cantidad considerable. No obstante, aquellas personas que van pasando los 50 lunares rojos, podrían estar considerándose un riesgo un tanto elevado de estar pasando por un melanoma, asimismo, una neoplasia melanocitica de tipo cancerosa, (que quiere decir maligna).

Dichos individuos, requieren de que estén muy pendiente de visualizar frecuentemente aquellos cambios que llegan a generarse en los lunares rojos; como el abultamiento y crecimiento del mismo; y con ello también ponerlo bajo revisión médica periódica, como prevención y atención de los primeros signos de algo peor.

Estos lunares rojos como ya mencionamos, pueden ser desde planos o abultados, desde lisos a verrugosos, (presentan una rugosidad); y en parte de estos incluso le pueden crecer vellos. La mayoría de los lunares, como bien saben suelen presentar una coloración como café o marrón; siendo luego que pasan a ser rojos, y después de un tiempo vuelven a oscurecerse.

Los lunares rojos tienden a manifestarse mediante la infancia y asimismo, en su adolescencia, y aquellos que ya se encuentran existentes tienden a desplegarse un poco más (claro considerando la proporción del desarrollo de nuestro cuerpo), y con ello ponerse mas intensos en cuestión de coloración.

En parte de algunos casos, continúan desarrollándose a lo largo de la vida, y llegan a manifestarse en cualquier zona de nuestro cuerpo. Manifiestan ciertos cambios que se producen en el aspecto hormonal en el caso de las mujeres, y llegan a intensificarse mediante un embarazo.

Una vez que los lunares rojos se encuentran ya formados, continúan allí mediante el paso de la vida, y consiguen pigmentarse menos y se abultan mucho más poniéndose en tal manera más carnoso. En aquellas personas con la piel clara, se tiende a generar con mayor habitualidad en aquellas partes de la superficie de la piel que suele quedar expuesta.

Abultados en Bebes

Asimismo como en personas adultas, llegan haber lunares rojos en los bebes, que estos al ir creciendo se van poniendo mucho más abultados y bastante carnosos, no obstante esto no tendría que ser un signo de alarma, pero muchos padres preocupados pues tienden a visitar a un especialista para que este le corrobore que es lo que pasa con dicho lunar de sangre.

El abultamiento suele pasar por qué se va acumulando mucha más melanina y va dirigida allí, exactamente en el lunar. O quizás incluso pueda tratarse de la formación de un melanoma y ya aquí es otro tema algo que si lo debe tratar un especialista, para dar con las mejores indicaciones y oportuna según sea el caso.

De Nacimiento

Los recién nacidos muy frecuentemente, poseen ciertas espinillas o asimismo, enrojecimientos que son presentados de forma temporal, que suelen desvanecerse a partir de que el niño comienza su adaptación fuera del útero y se enfrenta a la vida.

Asimismo, es considerablemente habitual que ya al poco tiempo de haber nacido el niño, este produzca ciertas manchas de nacimiento en la superficie de la piel. Entre tanto, existen variadas clases de manchas de nacimiento, entre ellas entran los lunares rojos; que pueden llegar a ser apenas visualizadas hasta incluso llegar a ser desfiguración.

No obstante, libremente del tamaño que estos posean, pueden llegar a ser para el niño una molestia a nivel estético. Entre otros tipos principales de marcas de nacimiento podemos mencionar, las vasculares rojas, entre estas se encuentran; las manchas tipo “vino de Oporto” (considerado un lunar), asimismo, la “mordedura de cigüeña”, y también los hemangiomas de fresa.

Asimismo, se hallan las manchas que de igual forma son de nacimiento pero tienen que ver con el pigmento; entre ellos los lunares rojos, las manchas de color marrón, la que es café con leche y de igual forma la mancha mongólica.

En los Ojos

Los nevus oculares son unos abultamientos de tamaño pequeño que se encuentran pigmentados, y que llegan a desarrollarse dentro del ojo, que con bastante habitualidad suelen ser benignos. Tales manchas llegan a engrosar, y suelen ser muy similares a los lunares que podemos desarrollar en la superficie de nuestra piel.

Incluso ciertas personas la denominan como la “peca en el ojo”, o “lunar nevus”. Tales son desarrollos a nivel ocular y consiguen estar situados exactamente frente del ojo, del mismo modo, por debajo de la retina o inclusive, entorno al iris. Cuando se visualiza por debajo de la retina, se le da la denominación de nevus coroideo.

Aun cuando consiguen manifestarse a toda edad, en la gran parte de los casos, suelen ser lunares rojos de nacimiento, y ojo, muy a pesar de que lleguen a ser benignos, preferentemente es requerido el continuo monitoreo, si es todos los días mejor, debido a que hay probabilidad de que se convierta en un melanoma.

El melanoma en particular es un tipo de cáncer que consigue perturbar la parte de la conjuntiva, así como del iris, también puede alojarse en el parpado o por completo en el ojo.

Cuando sucede este tipo de lunar en la zona del ojo, y es de nacimiento, sería bastante significativo un chequeo por lo menos anual mediante la etapa de la niñez, esto con la intensión de descubrir a tiempo todo tipo de anormalidad que se pueda llegar a desarrollar en la vista del niño.

Si por su parte, este lunar es congénito, generalmente se halla localizado en la zona blanca perteneciente al ojo o de hecho en la esclerótica.

Lunares Rojos Cancerígenos

Los lunares rojos son en efecto, una lesión benigna, que poseen tantas probabilidades de transformarse en un cáncer, como sucede normalmente en la superficie de la piel.

No obstante, la dificultad del asunto se genera es cuando se haya un cáncer de piel, (este es un melanoma de tipo maligno), que es considerablemente peligroso y que posee la manifestación de un lunar y de color rojo más intenso.

El ABCDE del Melanoma

Para saber más o menos como podemos evidenciar que un lunar rojo es cancerígeno (convertido en un melanoma), podemos alertarnos con las siguientes características:

  • A) De Asimetría: es cuando el lunar rojo crece más de una mitad que de la otras, lo que se conforma con ello como una asimetría.
  • B) De Bordes: es cuando los bordes no se hallan precisos, y no se consigue delimitar.
  • C) De Color: poseen sobre el más de un color, es decir que aparte del rojo llega a tener incluido marrón, también puede ser azul, negro u otra tonalidad de rojo, o inclusive hasta blanco.
  • D) De Diámetro: el lunar llega incluso a sobrepasar los 6 milímetros.
  • E) De Evolución: en cuanto al tamaño de la forma o posiblemente el color de dicho lunar se encuentra cambiante. Puede ir incluso creciendo de manera inadecuada, llega a generar picor, puede incluso arder o peor sangrar. Lo que no son por ningún motivo buena señal.

Si usted, presenta un lunar o una mancha roja que posea las particularidades que se mencionaron antes, entonces es posible que requiera de la evaluación de un especialista para buscar descartar la manifestación de un posible cáncer, que pudiera resultar muy peligroso y que si no se atiende a tiempo podría producir hasta la muerte.

En la Nariz

Un especialista en dermatología, llamado Friedlander refirió en una revista que la manifestación de un hemangioma a nivel facial, (en este caso un lunar rojo en la nariz), y que tienda a ser grande, en ciertas oportunidades se trata de una señal de la presencia de un serio desorden, al cual se le denomina PHACES.

Hay ciertas veces que los hemangiomas en la etapa infantil necesiten implementar un método de tratamiento para el mismo, si lo llegan a realizar, se deberá estudiar las diferentes opciones que se hallan disponibles de los tratamientos.

Mientras tanto, se implementa esteroides sistémicos y asimismo, terapias esteroide intra-lesional, cuyo método de tratamiento, se basa en inyectar exactamente en el lunar que usualmente se manifiesta en la nariz.

Dicha técnica se ha utilizado frecuente y ampliamente por médicos y especialistas, no obstante ello, pueden originar ciertos efectos adversos que el especialista deberá comentar con el paciente sobre dicho tratamiento antes de llevarlo a cabo.

Lunares en la Vulva y en los Testículos

En lo que corresponde a los lunares rojos que tienden a salir tanto en la vulva como en los testículos, frecuentemente son unas verrugas que son de trasmisión sexual, y las personas suelen decirles lunares, ya que son muy parecidos a estos a los nevo rubi.

No obstante los lunares rojos (nevus rubi) si pueden presentarse tanto en los genitales del hombre como en los genitales de las mujeres, pero no suele ser con habitualidad, debido a que estos mayormente se generan en la superficie de la piel de la espalda, en el pecho y asimismo en la cara y cuello.

Lo principal, es conocer los bordes que se presentan, para reconocer si se trata de nevus rubí, o de verrugas, para ello debes acudir a un especialista que pueda corroborar y diagnosticar de qué se trata realmente, ya que en ambos casos puede llegar a tratarse de algo grave, en el caso de los hombres debe de ir al urólogo, mientras que las mujeres deben ir al ginecólogo.

En los Senos

Los lunares rojos en la zona de los senos, lograría indicar que existe un peligro de padecer cáncer de mama en el caso de la mujer. Según una revista (PLOS Medicine), entre mas lunares rojos en las mamas se encuentre existe un riesgo un poco mayor de tener cáncer y esto va aumentando de acuerdo a la edad de la mujer.

Cabe destacar, que no quiere decir que, por que tengas numerosos lunares rojos en los senos es que vas a tener pánico de ello y que es una sintomatología de la misma, ya que aún hoy día, los científicos buscan la semejanza que presenta una de otra.

Por otra parte una investigación que se llevó a cabo en la ciudad de Francia y también en Estados Unidos arrojo, que aquellas mujeres que tenían mas lunares rojos en los senos, eran en su gran parte pacientes de cáncer, mientras que las que no tenían lunares eran pocas las que padecían del cáncer.

No obstante estos mismos expertos expresan que posiblemente la relación que existiría seria los niveles de estrógeno e igualmente los niveles de hormonas sexuales. Entonces para explicar; tanto los lunares rojos como el cáncer de mama, se ven perturbados por las hormonas dependiendo de sus niveles.

En el segundo estudio mencionado, se halló que las mujeres que presentaron altos niveles de estrógeno en correspondencia a su sangre, en tal manera conseguían tener muchos más lunares que las mujeres con hormonas en niveles bajos.

En tal manera se podría considerar mediante la composición genética, que hay cierto indicador que consigue predisponer al manifiesto del cáncer de mamas a mujeres que presentan lunares en los senos.

 

Debido a todo lo antes mencionado, es que aún no se ha podido decir algo concreto sobre el tema, y en cambio se deben hacer numerosas investigaciones sobre el tema para poder especificar la significancia de la proporción y cantidades de lunares con respecto al cáncer de senos.

Lo que produjo que no se confirmara la teoría de “más lunares rojos = cáncer de mama”, fue que en el estudio las participantes en su gran mayoría eran mujeres blancas; por ello es que si más adelante continúan desarrollando esta teoría, deben de incluir en la investigación más grupos diversos de mujeres.

Lunares en la Cara

Si has llegado a notar que en tu rostro se ha manifestado algún lunar rojo, y que ello te genera preocupación, lo principal y lógico que debes hacer, es acudir a un especialista para que chequee y evalué y consiga darte un diagnóstico y que te diga si puede llegar a ser peligroso o no.

No obstante hay que mencionar que en su gran mayoría, se trata de lunares que no son peligrosos, sin embargo tampoco es habitual que salgan de la nada, pero incluso puede llegar a estar relacionado con los hábitos de tu salud.

El lunar rojo en la cara habitualmente posee el nombre de Nevus Rubi; aunque de igual modo se hace referencia a ellos con la denominación de angioma o más popularmente como Nevus Cherry; suelen ser además más visibles en piel con tonos claros y más en personas blancas.

Si se manifiesta en la cara, es porque esta se halla bastante expuesta al sol; es por ello que se pueden evidenciar en otras partes, como el cuello y manos que de igual manera tiende a llevar más sol que en otras zonas del cuerpo. A razón de ello es que tenemos que usar bloqueador solar.

En la cara, comúnmente se ven; en la nariz, entorno a la boca, alrededor del ojo, en la frente y en los pómulos.

Sangrantes

Cuando un lunar rojo sangra, se puede ver asociado al manifiesto de un melanoma; debido a que por lo general los lunares no tienden a sangrar. En lo que respecta al melanoma, este es una clase de cáncer que se da en la superficie de la piel y que se inicia en los melanocitos.

Cabe destacar que es viablemente peligroso, a razón que llega irrumpir en los tejidos que se hallan cercanos; luego logran propagarse a otras zonas de nuestro cuerpo; como por ejemplo los pulmones, también el hígado, de hecho en los huesos y hasta el cerebro.

Entre más rápido se identifique y diagnostique, se puede proceder a extirpar dicho melanoma, y la probabilidad de que tenga éxito el tratamiento, es bastante alto. La gran parte de los melanocitos se sitúan en la piel, y en particular el melanoma consigue generarse en todo tipo de superficie a nivel cutáneo.

Resulta mayormente por los lunares rojos y por un nevo displásico, pero también se puede producir por un lunar común, y asimismo, tal lunar sangrante llega a manifestarse hasta en el ojo, potencialmente en el aparato digestivo y aparte de otras partes del cuerpo.

Cuando un melanoma llega a manifestarse en un individuo hombre, por lo general se producen en partes como, la cabeza, en la espalda y también en el cuello; mientras que si el melanoma en la piel se produce en las mujeres, con habitualidad se hallan situados en la espalda y asimismo en las piernas a nivel inferior.

Cabe mencionar que las personas que tienen piel oscura (morenos o mulatos), tienen menor potencialidad a producir melanomas que aquellos individuos de piel clara. Cuando es manifestada en personas con la piel oscura, de manera habitual se halla en la planta de los pies, también por debajo de las uñas tanto de las manos como de los pies.

En el Abdomen

Si eres de las personas que tienen lunares rojos en el abdomen y son pequeños; pues no tienes por qué preocuparte por ello, debido a que es considerado algo habitual, y de lo cual muchos estamos relacionados y también acostumbrados a ellos, y mucho más cuando estos lunares tienen una tonalidad más oscura e intensa.

Es por esto que hay personas que tienen curiosidad del mismo, en algunas oportunidades vemos lunares rojitos con una intensidad en su color y captan la atención de otra persona y por qué no, incluso cuando están en el abdomen. Es algo muy curioso de allí que digan “mi lunar es mi gancho”.

Los nevus rubi o asimismo conocido angioma capilar adquirido, no se refiere a algo grave. No obstante, aún siguen siendo lunares y por ende se tiene que estar en extricta vigilancia a cualquier cambio que se produzca y como se desarrolle su evolución. El detalle esta, en que tales llaman la atención considerablemente y más en el abdomen si estamos en la playa o en el gimnasio.

Y por supuesto si tienden a producirse mucho a la vez y juntos; de allí es que algunas personas deciden extraerlos por considerarlos antiestéticos. Son diminutas prolongaciones capilares, a causa de problemas en el sistema vascular.

Lo que significa que sería algo bastante similar, en lo que sucede en las piernas y sus varices, a diminutas dificultades en la parte de la circulación que permite que la sangre, consiga agruparse produciendo puntitos debido a su acumulación.

Tiene a presentar además un elemento que puede ser hereditario. Es decir si el padre o la madre lo llegaron a presentar, es potencial que el hijo llegue a producirlo por herencia.

Lunares Blancos

El nevus anémico, que es el nombre que se le da a los lunares blancos, es en particular una anomalía que se genera a nivel vascular congénita, que no es progresiva; tal fue mediante Voemer descrita en el año 1906. Esta se refiere a una especie de macula muy palida, que se encuentra muy bien delimitada.

Por lo común, los lunares blancos (NA) se hallan manifestados a partir del nacimiento, o si no se producen en lo que se conoce como la primera infancia, y se sitúa con gran habitualidad en la parte del tronco, particularmente en la mitad a nivel superior de la espalda hasta el cuello.

El estudio histológico que se realiza en la piel, expresan tanto la dermis como la epidermis de forma normal, a razón de que la patogenia en particular, no se refiere a una disminución de los vasos sanguíneos, si no a respuestas de unas alteraciones y variaciones a las catecolaminas.

Adicional de un conjunto de defectos pertenecientes a las células musculares de tipo lisa que establece una mantenida vasoconstricción. El diagnostico que lo llegan a considerar diferencial con similitudes de lesiones de tipo hipopigmentación, pues es sencillo, a razón de que los lunares blancos son más visibles con luz fluorescente.

Para concluir podemos mencionar, que sea cual sea el tipo de lunar que tengas, debes de siempre tenerlo bajo vigilancia debido a que estos pueden generar algo maligno para nosotros. Debemos asimismo, estar muy pendiente a los cambios que se produzcan con el mismo.

Estos cambios en general, son si se ponen mas grandes, si se reproducen, si causan dolor, si tienen una forma irregular, si producen picor, si llegan a sangrar, o cualquier cosa que nos genere incertidumbre al respecto.

Si esto esta sucediendo, no dudemos de ir rápidamente a un especialista que nos pueda indicar lo que esta sucediendo, si realmente se trata de algo negativo, si requiere de algún tratamiento, o de hecho si lo podemos extraer y que consecuencias generaría ello.

Si vemos que muchas personas tienden a desear eliminarlos, por razones estéticas, no obstante si no genera ningún problema para tu salud los puedes dejar allí. Del mismo modo se pueden implementar tratamientos naturales a base de remedios caseros para ir aclarándolos.

Otro punto importante, que hay que recalcar, es que dicho lunar rojo puede tratarse de algo de nacimiento, o incluso por herencia; lo importante es conocer si es de peligro o no.

(Visited 1.810 times, 7 visits today)

Deja un comentario