Psoriasis inversa: causas, síntomas, tratamiento y más

La psoriasis inversa, también conocida como flexural o intertriginosa, es un tipo extraño de psoriasis que se manifiesta en los pliegues de la piel de flexión, a diferencia de la psoriasis común, que por lo general, lesiona el tronco y superficies del cuerpo como rodillas, codos, región sacra y cuero cabelludo.

Psoriasis inversa

Se calcula que por lo menos el 3%-7% de los pacientes con psoriasis tienen psoriasis inversa.  Los estudios epidemiológicos de la psoriasis inversa no son fáciles de realizar, debido a que por lo general, no es reconocida como una afección diferente a la psoriasis común, sino como otro tipo de psoriasis.

Causas de la Psoriasis inversa

La psoriasis inversa consiste en una patología inflamatoria crónica que se pone de manifiesto en la piel debido a un trastorno bioquímico en el organismo.

Los científicos han realizado numerosos estudios infructuosos con el fin de encontrar la causa de esta enfermedad ya que todavía en la actualidad se desconoce. No obstante, ha habido progresos en cuanto a la enfermedad en sí, pues se han podido determinar, algunos factores que intervienen en el desencadenamiento de la enfermedad y que presuponen su origen:

Factores genéticos

Uno de los factores que se supone está relacionado con la aparición de la psoriasis inversa, es el factor genético hereditario. A pesar de que aún no se han localizado los genes específicos que la producen, mediante algunos estudios científicos se ha podido relacionar la aparición de algunos tipos de psoriasis en personas que tienen familiares con casos de psoriasis, por lo que se piensa que una de sus causas, sea genética y hereditaria.

Causas de la Psoriasis

No obstante, a pesar de haber heredado el trastorno genético que produce la psoriasis, se puede dar el caso de que la afección, nunca llegue a manifestarse. Esto puede ser debido a que la psoriasis, además del factor genético, presenta otros factores que están relacionados con su aparición y de no presentarse, la afección no se desarrollará.

Los estudios revelan que en personas psoriásicas, la posibilidad de que los hijos hereden la enfermedad si los dos padres la padecen es de uno entre cuatro, mientras que si solo la padece uno de los dos padres la posibilidad se reduce a la mitad.

Sin embargo, muchas personas con psoriasis no tienen conocimiento de casos de psoriasis en la familia, lo que hace concluir que el factor genético no puede ser considerado como causa específica de la psoriasis, aunque se encuentre algunos puntos que lo relacione.

Factores inmunológicos

Algunas investigaciones han señalado sobre la psoriasis, que la aparición de la psoriasis invertida, puede ser causada por un desequilibrio en los mecanismos de defensa del organismo del paciente, por lo que de ser así, se podría decir que la causa de la psoriasis se debe a un mal funcionamiento del sistema inmune.

Si nos basamos en los últimos resultados obtenidos de los últimos estudios realizados, la causa de la psoriasis está asociada con un trastorno en la respuesta inmune del organismo. El sistema inmunológico responde como protección al organismo ante la presencia de cualquier antígeno, es decir, virus, bacteria o cuerpo externo, elaborando defensas o anticuerpos para contraatacar y con ello impedir infecciones y enfermedades.

En lo que se refiere a la psoriasis, los leucocitos neutrófilos polimorfo nucleares y linfocitos T o glóbulos blancos, son los encargados de estas funciones. Cambian su manera de responder y atacan al propio tejido lo que contribuye al aceleramiento del proceso de renovación de las células de la piel, al que se le conoce con el nombre de recambio celular, ocasionando las respuestas en forma de inflamación y lesiones típicas de la psoriasis.

Por otra parte, el peligro de desarrollar psoriasis común o de padecer psoriasis crónica se incrementa, cuando el individuo tiene otras patologías  que afectan al sistema inmunológico como el cáncer o el VIH.

Recambio celular de la piel

Factores infecciosos

Se sabe que existe una relación entre algunas afecciones infecciosas con la manifestación de la psoriasis. El factor infeccioso es una de las causas más frecuentes.

Las infecciones por estreptococos son, por lo general, el desencadenante de la psoriasis guttata o psoriasis en gotas en personas que son predispuestas genéticamente a desarrollar la patología. En personas con artritis psoriásica se ha observado un nivel alto de anticuerpos antibacterianos.

También se ha observado que la presencia de algunos virus y gérmenes tales como el Virus de la Inmunodeficiencia Humana  VIH o la candidiasis como agentes que pueden producir el brote de psoriasis.

Virus de la Inmunodeficiencia Humana  VIH

Factores psicológicos

Con frecuencia se han relacionado situaciones psicológicas con la aparición de afecciones en la piel.

En lo que se refiere a la psoriasis, una de las causas a la que más se le adjudica su manifestación, es el estrés psicológico. Las personas que viven situaciones de estrés o alteraciones a nivel emocional como problemas asociados con el problemas psicológicos,  baja autoestima, vergüenza o timidez extrema, son, generalmente, desencadenantes de los brotes de psoriasis.

En algunos casos, también se ha señalado la psoriasis como parte de un proceso psicosomático como ocurre con otras afecciones de la piel.

La psoriasis, se caracteriza, porque produce altos niveles de estrés, ansiedad o depresión. La psicoterapia, que consiste en consultar a un psicólogo o psiquiatra, puede resultar beneficioso para el paciente, pues puede contribuir a que encuentre una mejor manera de vivir con la enfermedad. (Ver artículo de Causas de la Psoriasis)

Factores físicos

Se ha determinado que hay trastornos hormonales como los que ocurren durante el embarazo que son, en algunos casos, la causa de la aparición o el rebrote de la psoriasis. Patologías como el hipotiroidismo, la hipocalcemia o la diabetes también se cree que pueden influir de forma negativa en la psoriasis invertida, así como cambios en el metabolismo como el exceso de peso.

Los traumatismos o golpes que se generan en los accidentes, también pueden producir lesiones en la piel en algunos enfermos de psoriasis, lo que se conoce como el fenómeno de Koebner.

Fenómeno de Koebner

Factores bioquímicos

Los fármacos también pueden ser una de las causas que interviene en la manifestación o la irritación de la psoriasis. Los medicamentos más comunes que podemos destacar son:

  • Fármacos como el propanolol, atenolol y timolol.
  • Fármacos no esteroideos con funciones antiinflamatorias.
  • Drogas sintéticas como la cloroquina.
  • Fármacos inhibidores de la enzina angiotensina o el lítio, entre otros.

Otros factores que se relacionan con el desencadenamiento de la psoriasis inversa, es el consumo excesivo de alcohol y el exceso de tabaco. Las investigaciones señalan que los dos factores alcohol y tabaco tienen una influencia negativa en la progresión, con la particularidad de que el alcohol afecta más a los hombres y el tabaco en las mujeres.

Factores bioquímicos

Síntomas de la Psoriasis inversa

A pesar de la variedad de tipos de psoriasis, los síntomas más particulares de esta patología son la inflamación, la sequedad, la irritación y la descamación cutánea, que producen lesiones que presentan escamas en la zona superficial de la piel.

Las lesiones psoriásicas son reconocidas por ser áreas o placas de piel que se engrosan y se enrojecen, generalmente cubiertas por escamas plateadas de diferentes tamaños.

Las escamas resultan de la acumulación de queratinocitos en la capa córnea de la piel, debido a la producción en grandes cantidades de estas células y el enrojecimiento del área afectada, es debido a multiplicación y dilatación de los vasos sanguíneos y a la inflamación que ello conlleva.

La psoriasis invertida es una patología que se caracteriza por la aparición de brotes de duración e intensidad incierta. Los brotes pueden desaparecer de repente y volver a aparecerse después de un tiempo, así como se pueden aparecer en diferentes áreas del cuerpo de manera separada o al mismo tiempo.

La psoriasis inversa se manifiesta especialmente en la piel de las axilas, la ingle, debajo de los senos y alrededor de los genitales. La psoriasis inversa produce manchas lisas de piel con tonalidad roja y con abultamientos por inflamación, que hacen que la situación se agrave con la fricción y la sudoración. Las infecciones micóticas, es un tipo de afección de las que  pueden ser agentes que produce este tipo de psoriasis. (Ver artículo de Síntomas de la Psoriasis)

Síntomas de la Psoriasis inversa

Tratamiento para la Psoriasis inversa

Antes de hablar del tratamiento adecuado para la Psoriasis inversa, es bueno recordar, que los diversos tratamientos no responden de igual manera en todos los pacientes, por lo que se hace imprescindible, probar varias alternativas, antes de definir cuál es que es más apropiado para el paciente según el tipo de brote que presente.

Sin embargo, la finalidad de los tratamientos para la psoriasis se enfoca en tratar de impedir que los brotes y los síntomas de la afección, se presenten lo menos posibles y en más largo plazo.

En algunos casos, cuando el paciente se aplica el mismo tratamiento durante mucho tiempo, pierde efectividad, por lo que la recomendación es que antes de aplicarlo, debe acudir al especialista, con el fin de evaluar el tipo de psoriasis y que el tratamiento se ajuste a la necesidad específica de cada paciente.

También se les recomienda a los pacientes de psoriasis, que al momento de observar que el tratamiento ya no está surtiendo efecto, debe buscar la ayuda del especialista, con el fin de que le sugiera otra alternativa adecuada a su caso.

Tratamiento para la Psoriasis inversa

En la actualidad hay diferentes tratamientos terapéuticos para aplicar como tratamiento de la psoriasis, entre los cuales podemos destacar:

Tratamientos tópicos

Los tratamientos tópicos son los que se aplican directamente sobre la piel lesionada, por lo general en forma de cremas, pomadas, emulsiones, ungüentos, etc. son los más recomendados para casos de psoriasis leve o moderada.

Tratamientos sistémicos

Los tratamientos sistémicos son los que pueden ser aplicados por vía oral o inyectados, son más combativos que los tratamientos tópicos y se emplean en casos de psoriasis moderada o grave. Cabe destacar que este tipo de tratamiento, suele ocasiona efectos secundarios.

Tratamientos sistémicos

Tratamientos biológicos

Los tratamientos biológicos son los que se han implementado en los últimos tiempos, como producto de la biotecnología. Su acción es directa y de manera determinante sobre los mecanismos que originan la psoriasis. Los especialistas los recetan para tratar afecciones moderadas o graves que no presentan una respuesta positiva a otros tratamientos.

Fototerapia ultravioleta y Fotoquimioterapia

La fototerapia y la fotoquimioterapia consisten en un tipo de terapias con luz, en las que el paciente es expuesto a cantidades que son controladas, de luz ultravioleta natural que contribuyen a disminuir las lesiones de psoriasis.

Tratamiento para la Psoriasis inversa – Fototerapia

Climatoterapia

La Climatoterapia se trata de un tratamiento natural de la psoriasis que se basa en la exposición del enfermo a ciertos y específicos factores medioambientales, que resultan favorables, como la luz solar o los baños en aguas de alto contenido mineral.

Medicinas naturales y terapias alternativas

Tanto las medicinas naturales, como las terapias alternativas son tratamientos que provienen de la medicina natural, tales como la acupuntura, la homeopatía o la reflexología. A pesar de que no están comprobados sus efectos clínicos, usar estas terapias como tratamiento, ha resultado beneficioso para algunos pacientes.

Medicinas naturales y terapias alternativas – Acupuntura para la psoriasis

Psoriasis inversa genital

La psoriasis genital es la que se manifiesta en el área que rodea los genitales. Aunque la afección no se contagia por contacto se sabe que es hereditaria. Este tipo de psoriasis  puede ser producida por infecciones fúngicas. De igual manera, las personas que son propensas son más sensibles a padecer la psoriasis. Esta patología suele manifestarse a los 20 años aproximadamente.

En las mayorías de los casos, cuando una persona tiene psoriasis genital, también tiene la psoriasis común que se manifiesta en rodillas y codos. Pero para algunos, la psoriasis genital puede ser el único tipo que se tiene.

Síntomas de Psoriasis inversa genital

La psoriasis genital puede desarrollarse en algunos casos, como una especie de sarpullido que están bien definidas, con una tonalidad rojo brillante en los genitales tanto de los hombres como en el de las mujeres.

Psoriasis inversa genital

Otra forma de manifestarse la psoriasis es en forma de lesiones rojas, secas y suaves sin la degeneración típica que se relaciona a otros tipos de psoriasis. La psoriasis genital más frecuente es la que se le conoce como psoriasis inversa debajo de los senos, cerca de la ingle, y las axilas. El sarpullido que sale, por lo general, produce picazón.

Psoriasis inversa en el ano

La psoriasis inversa en el ano proviene de una psoriasis genital que se extiende hasta el ano, debido a que además de la psoriasis inversa en el ano, también padece psoriasis común, que por lo general se desarrolla en los codos y las rodillas.

La psoriasis en el ano puede desarrollarse en algunos casos, como un sarpullido o erupción bien acotada de color rojo brillante en los genitales de ambos sexos. De igual modo, puede manifestarse como lesiones rojas, secas y suaves sin la humillación habitual que se asocia a otros géneros de psoriasis. La psoriasis del ano por lo general es una extensión de la psoriasis genital, más frecuente es la llamada soriasis inversa bajo los senos, cerca de la ingle, y las axilas. La erupción en general da comezón o picor.

Además de la psoriasis inversa en el ano, ésta puede extenderse a otras áreas o resultan ser una extensión de la misma afección.

En lo que se refiere al área genital, están distribuidas de forma simétrica, es decir en la piel de los labios y en algunos casos en las áreas que rodean el ano.

Psoriasis inversa genital

Se puede ver afectado el pubis, que se refiere al área que se encuentra sobre los genitales, la vulva o bien el pene, en muy raras ocasiones, el interior de la vagina. La psoriasis de la vulva por lo general, se manifiesta  como un enrojecimiento sutil y no escamoso.

Rascarse la zona donde se aparece la erupción, puede producir una infección, resecar la zona, dando lugar al engrosamiento de la piel y todavía más picazón en el pubis de ambos sexos. La psoriasis del pene puede manifestarse como muchas manchas pequeñas y coloradas en el glande, o bien el cuerpo del pene.

La piel del pene puede presentar escamas o por el contrario, presentarse suave y brillante. La psoriasis genital no solo afecta a los hombres no circuncidados, también a los que se practicaron la circuncisión. (Vera artículo de Tipos de Psoriasis)

Psoriasis inversa en los Pliegues

La psoriasis se manifiesta en escamas con una coloración  blanca y rojiza en los pliegues de la piel, que se encuentran entre el muslo y las ingles y de igual manera en la zona que se encuentra alrededor del ano. Por lo que la piel puede sufrir fisuras.

Pliegues de las nalgas

La psoriasis inversa en los pliegues de las nalgas, suelen ser enrojecidas y no presentar escamas o también pueden ser bien rojas y muy escalonada. La piel en esta área no es tan débil como en la ingle.

Causas

Las investigaciones que se han realizado hasta el momento han señalado que la psoriasis es una patología autoinmune, pero las verdaderas causas que la originan, aún son desconocidas. Se conoce que hay una gran cantidad de factores que pueden ser desencadenantes que ayudan a la manifestación de esta afección,  entre los cuales podemos señalar: los factores genéticos, el alcohól, el estrés, ciertos fármacos o heridas en la piel.

Tratamiento

Debido a lo delicada y sensible que es la piel de los genitales, muchos de los tratamientos tópicos que se utilizan para otras zonas del cuerpo, no resultan una buena opción. El especialista puede prescribir un esteroide de dosis baja. El uso frecuente de remedios como cremas con esteroides puede adelgazar la piel y producir la formación de estrías. Los compuestos que contienen vitamina liposoluble de tipo D, también pueden ser una buena alternativa.

Lo importante es encontrar un doctor que tenga la disposición de oír y observar y por parte del paciente, la asimilación de que en los primeros tratamientos se va a realizar una especie de prueba y ensayo hasta encontrar el tratamiento más apropiado.

Psoriasis inversa genital – tratamiento

Tratamiento de la Psoriasis Genital

Como es bien sabido, la psoriasis genital no tiene pero, por medio de un tratamiento adecuado, puede ser controlada. Cremas tópicas y luz UV son los tratamientos utilizados con más frecuencia para la psoriasis genital. La infección vaginal que es ocasionada por la psoriasis, es un trastorno muy frecuente que puede ser tratado con cremas de cortisona potentes. Se debe evitar la ropa ajustada, pues esta podría ocasionar picazón y dolor.

Remedios caseros para la psoriasis inversa

A pesar de que la psoriasis es una patología cutánea crónica que además es bien sabido que no tiene cura, los brotes pueden controlarse con remedios caseros preparados en casa.

Como ya lo dijimos anteriormente, no existen remedios específicos para la psoriasis inversa, pero se ha comprobado que los remedios que le aplican a otro tipo de psoriasis, pueden funcionar.

Aceite de oliva

El aceite de oliva es otro producto que ha demostrado tener propiedades curativas excelentes. Si presentas psoriasis inversa, sólo se debe aplicar una pequeña cantidad de aceite de oliva extra virgen en la zona afectada, se deja reposar unos cinco minutos y luego se enjuaga con abundante agua caliente. Este remedio casero se debe repetir, por lo menos dos o tres veces al día.

Vinagre de manzana

El vinagre de manzana es excelente por sus propiedades para calmar el escozor de las heridas. Es una preparación muy fácil de hacer y en tu propio hogar. Se vierte en una taza, vinagre de manzana y se le agrega tres cuartos de agua, se revuelve bien y cuando la mezcla está lista, se moja un paño limpio se pasa suavemente por la zona con la lesión que causa el escozor, en pocos minutos comenzará a sentir  el alivio.

Plátano

El plátano ha demostrado poseer grandes propiedades curativas en su concha. El plátano es muy utilizado para curar herpes o cuando se hace una quemadura en el cuerpo. La concha del plátano también es utilizada para curar las lesiones que son producidas por la patología de la psoriasis.

Para obtener el beneficio que brinda la concha de plátano, no se requiere de ningún otro elemento. Es muy fácil, pues no tiene ninguna preparación especial, se le quita la concha al plátano y se coloca la concha, por la parte de adentro de la concha, es decir la blanda, sobre las lesiones y se deja que actúe por un rato. Este tratamiento se puede repetir las veces que se desee.

Aloe vera

El gel de la sábila ayuda a aliviar los dolores que produce la psoriasis y también, con el tiempo y la constancia a desaparecerla. El procedimiento es el siguiente: se corta una penca de sábila, para extraer el gel que se encuentra en su interior y se deja en remojo durante 24 horas, con el fin de que salga todo el yodo que posee. Luego con una cucharilla, se toma la película que se forma en la superficie y se obtendrá una solución cremosa aloe vera, que es la que se debe aplicar sobre las lesiones.

Berro

El jugo de berro es utilizado para aliviar los síntomas de la psoriasis inversa e incluso en otras zonas del cuerpo. Esto se debe a que el berro posee un potente efecto purificador, el cual ayuda a la eliminación de las toxinas del organismo.

Para la preparación de este remedio casero, se colocan 70 g de berro en la licuadora con un vaso de agua, se licua bien y se toma el líquido obtenido, tres veces diarias. Por otro lado, se recomienda el consumo de berro crudo en forma de ensalada, pues también es otra deliciosa forma de tratar la psoriasis.

La utilización de alimentos con propiedades depurativas de la sangre como el berro, por lo general, resultan muy efectivas para el tratamiento de la psoriasis en general, pero también es importante no consumir alimentos ricos en grasa, carnes, embutidos, alimentos industrializados, debido a que intervienen en el proceso inflamatorio en el organismo.

El consumo de berro es beneficioso para la Psoriasis

Compresas de manzanilla 

Antes es necesario preparar el té de manzanilla, para lo que solo se necesitan 6g de flores y hojas secas de manzanilla y 100 ml de agua hirviendo. Se deja unos minutos en reposo antes de colarlo. Se moja una gasa limpia con este té y se pasa sobre el área afectada, se deja para que actúe, por lo menos 10 minutos. Esta aplicación debe realizarse 2 veces al día.

La manzanilla tiene propiedades que sirven para el alivio, pues ayudan a disminuir la irritación de la piel, al mismo tiempo que mejora la apariencia de la psoriasis.

Té de zarzaparrilla

La zarzaparrilla es una planta que cuyas propiedades señalan que es rica en flavonoides, los cuales sirven para equilibrar el sistema inmunológico y también se emplea para la desintoxicación del hígado y todo el organismo.

Se prepara el té con una cucharada de hojas secas y una taza de agua hirviendo. Se deja reposar un rato y luego se cuela, para tomarlo tibio unas dos o tres veces al día.

(Visited 594 times, 1 visits today)

Deja un comentario