ALERGIA AL LÍQUIDO DESINFECTANTE: ¿CÓMO TRATARLA?

Se recomienda la desinfección frecuente de manos durante la pandemia de COVID-19. Desafortunadamente, tal mayor higiene en algunas personas con piel sensible puede causar cambios en la piel en forma de eccema de contacto en las manos. Uno de los factores responsables del desarrollo de dolencias es la alergia al desinfectante. ¿Cómo puedes prevenir la alergia a los productos químicos? ¡Acá te lo contesto!

Alergia al desinfectante

Alergia a los desinfectantes – síntomas

Algunas personas desarrollan lesiones en la piel si el desinfectante contiene sustancias alergénicas. ¿Qué síntomas experimenta la persona? Inicialmente, la piel desarrolla eritema y pápulas con posible edema de la piel.

En el eczema agudo, también hay ampollas o incluso ampollas que pueden reventar. Las lesiones agudas tienden a supurar y formar costras. Una alergia a los detergentes y otros productos químicos provoca una picazón característica y persistente. Debido a que la piel con lesiones se daña al rascarla, lo que suele ser un reflejo descontrolado, las complicaciones en forma de sobreinfecciones bacterianas secundarias son relativamente frecuentes.

La alergia crónica a los desinfectantes tiene otros síntomas además de la alergia aguda. Los cambios crónicos también adquieren un carácter eritematoso. Sin embargo, lo más molesto es el aumento de la sequedad de la piel, el aumento de la exfoliación y la hiperqueratosis (hiperqueratosis de la epidermis). Si una alergia a los productos químicos no se trata adecuadamente y no se cuida la piel, se convierte en liquen.

La liquenia, o liquenización, es una condición de aumento del engrosamiento de la piel y su considerable rugosidad, que es el resultado de un proceso inflamatorio crónico que tiene lugar en la piel.

Alergia a productos químicos – síntomas en las manos

La alergia a los detergentes u otros productos químicos suele aparecer cuando la piel está en contacto con el alérgeno. Por lo tanto, la alergia al desinfectante de manos o la alergia al detergente afecta principalmente a las manos. Las manos también pueden desarrollar cambios en el curso de la alergia a sustancias relacionadas con la profesión (por ejemplo, guantes de látex, elementos de goma, tintes), cremas protectoras, joyas, artículos de tocador o cosméticos.

“Alérgico” al desinfectante – dermatitis de contacto

Los síntomas desagradables más comunes provocados por el uso de detergentes u otros productos químicos son la dermatitis de contacto, también conocida como eccema de contacto. Estas son lesiones cutáneas características de naturaleza inflamatoria, que surgen bajo la influencia de sustancias exógenas (externas).

Este fenómeno suele adoptar una de dos formas que difieren en el mecanismo patogénico:

  • Una forma alérgica de dermatitis de contacto (alergia),
  • Irritación dermatitis de contacto.

Ambas reacciones se parecen bastante: en la mayoría de los casos, aparecen cambios eritemato-papulares en la piel, acompañados de picazón severa y exfoliación excesiva. También puede conducir al desarrollo de ampollas y cambios exudativos, la formación de costras y, en consecuencia, la decoloración posinflamatoria.

Dermatitis alérgica de contacto (DCA)

La dermatitis alérgica de contacto son cambios que resultan de una reacción inmune específica en la piel. Tales cambios ocurren en el 15% de la población. Esta reacción puede ser aguda o crónica.

En el cuadro clínico, no se observa una reacción inmediata al contacto con el alérgeno. Para que se desarrollen los síntomas es necesaria una exposición previa (asintomática) al agente sensibilizante. Cuando su piel vuelve a encontrar un alérgeno de este tipo, los linfocitos “T” específicos lo reconocen y esto inicia una cascada de síntomas.

En el eccema de contacto alérgico agudo, los síntomas cutáneos suelen aparecer tras 24-48 horas de contacto de la piel con el alérgeno. Los cambios crónicos pueden aparecer como cambios primarios, pueden desarrollarse sobre la base de cambios agudos o como resultado de una dermatitis por irritación de contacto.

¿Quién contrae este tipo de eccema?

Este problema afecta a las personas con alergia de contacto, es decir, hipersensibilidad específica adquirida a un alérgeno dado. La reexposición al sensibilizador, incluso en cantidades muy pequeñas, provoca el desarrollo de síntomas.

Un ejemplo de tal reacción puede ser una alergia a los productos químicos, incluida la alergia a los detergentes o los ingredientes de los desinfectantes.

El motivo del desarrollo de lesiones cutáneas en el eccema de contacto alérgico son los compuestos de molécula pequeña, es decir, los llamados haptenos. El estándar de oro en el diagnóstico de esta entidad patológica son las pruebas del parche epidérmico, que examinan la alergia del paciente a un conjunto de los alérgenos de contacto más comunes. La denominada European Baseline Series incluye 28 sustancias de prueba, incluidos metales, medicamentos, fragancias, cosméticos, perfumes y componentes de caucho. Estos alérgenos se aplican en la espalda en forma de parche especial con cámaras por un período de 48 horas, luego se realiza una secuencia de lecturas.

Alergia al desinfectante de manos

Dermatitis de contacto irritante (ICD)

La dermatitis de contacto por productos químicos, detergentes y desinfectantes también puede aparecer como eccema de irritación. Los cambios en la piel surgen entonces como resultado de la acción de sustancias que dañan directamente la piel. Sin embargo, no hay desarrollo de una reacción inmune aquí.

Los cambios en la piel aparecen inmediatamente después del contacto con la sustancia irritante, por lo que no es necesaria una exposición previa. Además, a diferencia de las lesiones alérgicas, en la dermatitis de contacto irritativa, la gravedad de los síntomas depende de la dosis de la sustancia y puede desarrollarse en todas las personas, no solo en aquellas con alergia de contacto. Los cambios en la piel no se extienden más allá del lugar de contacto con la sustancia irritante.

¿Cómo se desarrollan los síntomas?

Bajo la influencia de irritantes no específicos, la barrera de la piel se daña y se desarrolla inflamación. La dermatitis de contacto irritante afecta especialmente a las personas que se mojan las manos con frecuencia o trabajan en un ambiente húmedo. Los médicos, enfermeras y otros profesionales de la salud, limpiadores, cocineros, panaderos y amas de casa son particularmente vulnerables a tales cambios.

Desafortunadamente, no existen pruebas ni métodos de diagnóstico que ayuden a identificar el eccema de contacto por irritación. Es un diagnóstico que se realiza después de descartar otras causas de lesiones cutáneas. Al igual que con la dermatitis alérgica de contacto, es esencial evitar la exposición a irritantes y cuidar cuidadosamente la piel de las manos.

Alergia al desinfectante de manos – tratamiento

La educación del paciente es la parte más importante del tratamiento. Es muy importante que el paciente evite el factor alergénico. Solo así evitará que los síntomas de la dermatitis de contacto regresen.

Una persona que sufre de eccema de contacto también debes cuidar especialmente la piel de tus manos. Se recomienda evitar sustancias secantes e irritantes. Es mejor no utilizar jabones ni otros productos químicos, y utilizar siempre equipo de protección como guantes al realizar cualquier trabajo doméstico. Y si no puedes usar jabón, ¿cómo te lavas las manos y el cuerpo? Lo mejor es abastecerse de dermocosméticos hipoalergénicos a base de emolientes. Después de lavarse las manos, también es necesario lubricar la piel regularmente, gracias a lo cual se regenera y fortalece la barrera epidérmica.

Alergia al liquido desinfectante de manos

Tanto en el eccema agudo como en el crónico, también es necesario realizar un tratamiento adecuado en paralelo. Las sustancias tópicas más utilizadas son los glucocorticoides en forma de ungüentos, cremas o lociones, y los inhibidores de la calcineurina como el tacrolimus y el pimecrolimus. En una situación en la que el tratamiento local y los cuidados adecuados en combinación con la acción profiláctica no produzcan el efecto esperado, se puede incluir fototerapia (UVB, PUVA), derivados de la vitamina A y terapia inmunosupresora, como glucocorticoides sistémicos, metotrexato, ciclosporina A o azatioprina. en el tratamiento

Alergia al desinfectante: ¿qué hacer?

En caso de que se presenten los síntomas descritos anteriormente, acuda inmediatamente a un dermatólogo. Es necesario no solo tratar las lesiones de la piel, sino también realizar una serie de pruebas de diagnóstico que identificarán los factores causales (alérgenos). Además de iniciar el tratamiento descontracturante, el dermatólogo explicará detenidamente al paciente cómo cuidar la piel y qué evitar, para que los cambios inflamatorios no se repitan en el futuro.

(Visited 1 times, 1 visits today)

Deja un comentario